LA DESPENSA

Pescado blanco: beneficios, propiedades y lista de pescados

El rodaballo forma parte de la amplia gama de pescados blancos. /A. SISTIAGA
El rodaballo forma parte de la amplia gama de pescados blancos. / A. SISTIAGA

La dorada, el besugo, el bacalao o el cabracho, entre los más beneficiosos dentro de esta clase de pescado

Primeramente, hemos de aclarar cuáles son las diferencias entre pescado blanco y el pescado azul. Dicha clasificación responde a motivos nutricionales: se determina por la cantidad de grasa que tiene su carne. Los pescados azules, también llamados pescados grasos, ofrecen un aporte graso superior al 5%, mientras que los blancos no llegan al 2%.

De igual manera, hay una característica en sus aletas caudales que permite diferenciarlos: los pescados azules tienen una cola en forma de flecha, en tanto que la de los pescados blancos es recta o en forma de abanico.

Lista de pescados blancos

Entre las especies más conocidas del pescado blanco encontramos la merluza (la más consumida en Euskadi), el bacalao, el besugo, el cabracho, la lubina, el gallo, la dorada, el rape o el rodaballo. De la familia azul, los más populares son el atún, la sardina, la anchoa, el salmón, el bonito o la angula.

Pescados blancos

  • Dorada
  • Besugo
  • Bacalao
  • Cabracho
  • Lubina
  • Gallo
  • Rodaballo
  • Rape
  • Abadejo

Si analizamos las familia blanca en base al beneficio para la salud, destacamos la dorada (rica en ácidos grasos Omega 3 y 6 y con proteínas de alto valor biológico), el besugo (por su aporte de vitaminas B3 y B12, A, calcio y hierro), el bacalao y el cabracho (ambos con vitamina B y minerales).

Pescado blanco: una gran fuente de nutrientes

El pescado blanco contiene proteínas de alta calidad, vitaminas del grupo B y minerales como fósforo, calcio, hierro y cobre. Asimismo, aporta un alto contenido en proteínas (entre el 15% y el 20%) que nuestro organismo necesita para funcionar correctamente.

Principales beneficios del pescado blanco

  • Favorece el crecimiento
  • Bueno para combatir la osteoporosis
  • Ayuda a prevenir el hipotiroidismo
  • Ayuda a prevenir enfermedades cardiovasculares y degenerativas
  • Ayuda a reducir la anemia
  • Dispone de propiedades anticancerígenas

Otro beneficio significativo es que favorece el crecimiento. Debido a su contenido en fósforo, es un alimento ideal para los más pequeños.

A su vez, tiene una función preventiva de gran relevancia, ya que es un alimento perfecto para combatir la osteoporosis (merced a su aporte de calcio), ayuda a prevenir el hipotiroidismo (con su aporte de yodo) y las enfermedades cardiovasculares y degenerativas, refuerza el sistema inmunológico (ayuda a reducir la anemia y refuerza el sistema neurológico) y sobre todo es importante por sus propiedades anticancerígenas.

Por si fuera poco, es un alimento fácilmente digerible, y es ideal para las dietas de adelgazamiento

Una ración mediana de pescado blanco de unos 100-110 gramos aporta solo 120 kcal. Su bajo contenido en grasas (menor del 2%) lo convierten en el aliado idóneo contra la ganancia de peso.