LA DESPENSA

Hierbas aromáticas para cocinar

Albahaca. /
Albahaca.

Para condimentar tus platos y conseguir un sabor inigualable las hierbas aromáticas no pueden faltar en tu cocina

Para dar a los platos un toque especial existe una gran cantidad de hierbas aromáticas que podemos utilizar en la cocina. Estas hierbas pueden ser utilizadas bien con el tallo y las hojas como el perejil o el romero, o simplemente las hojas como por ejemplo el laurel. Las especias y hierbas aromáticas se utilizan mucho sobre todo en la cocina mediterránea para dar sabor a los platos. Además, ayudan a saciarnos más rápidamente de forma saludable. Estas son algunas de ellas, la mayoría conocidas y presentes en las mesas en el día a día.

Albahaca

La albahaca es una planta muy aromática y agradable, de olor suave y penetrante. Es el condimento básico de la elaboración del pesto italiano y es idónea para acompañar al tomate. Además de su carácter aromático, es una planta medicinal que tiene propiedades antibacterianas, antiinflamatorias, estimulantes y antiespasmódicas. Posee aceites esenciales (como el cineol, estragol o eugenol), antioxidantes y taninos.

La albahaca casa muy bien con varias recetas

  • Espaguetis a la albahaca
  • Ensalada Caprese
  • Tacos de salmón al horno con albahaca
  • Pizza

Laurel

El laurel ayuda a abrir el apetito. Se pueden usar sus hojas tanto frescas como secas. Se emplea mucho en marinados, caldos y guisos como las patatas a la riojana. Tiene efectos bactericidas, antisépticos y antiinflamatorios. Los especialistas lo recomiendan para reducir síntomas de enfermedades respiratorias como gripe, faringitis o bronquitis. Se usa en dietas para bajar peso, ya que ayuda a eliminar toxinas del organismo. Con laurel, podemos elaborar recetas como mejillones a la marinera, codillo asado con patatas, conejo relleno o chicharro con alubias.

Orégano.
Orégano.

Orégano

El orégano se utiliza para adobar la carne y para complementar a la pizza. Sobre todo se utiliza seco, pero también se puede encontrar fresco. Tiene un aroma muy cálido. Las hojas en infusión tienen propiedades diuréticas, estomacales y estimulantes. El aceite esencial calma la tos y su acción expectorante sirve para el asma. Igualmente, se emplea para dolores articulares. Con el orégano podemos cocinar espaguetis con berenjenas, lasaña de carne con verduras e incluso salsa barbacoa.

Menta

De la menta es conocido su fresco sabor y aroma único. Se utiliza principalmente en postres, así como en el cóctel mojito. Es una planta antiinflamatoria, antigripal, analgésica y descongestionante de las vías respiratorias. Podemos hacer crepes rellenos, canutillos de plátano, bizcochos de chocolate o ensalada de pepino, piña y menta.

Perejil

Es la hierba más popular, con la cual obtenemos la salsa verde. Sirve perfectamente para acompañar platos de pescado y de carne. Tiene propiedades antianémicas, antiinflamatorias, antioxidantes, diuréticas, inmunológicas e incluso digestivas. Podemos cocinar bacalao con ajo y perejil, canelones de bacalao con setas, ajo y perejil o tortilla francesa con ajo y perejil.

Romero

El romero es la planta típica del área mediterránea. Se usa principalmente en asados de carne como cordero o pollo, pero también como condimento en pescados. Contiene propiedades depurativas, estimulantes estomacales, diuréticas e hipotensoras. El costillar de cordero con romero, la lubina a la sal con pisto o la dorada en adobo son algunas de las recetas posibles con esta hierba aromática.