Este contenido es exclusivo para suscriptores

Suscríbete por 4,95€ al mes y disfruta de todos los contenidos de El Diario Vasco

logo-correo-on2.svg
Acceso ilimitadoNuevas secciones y más contenidos exclusivosLectura más amable y sin interrupcionesNueva app solo para suscriptoresNewsletters personalizadasClub DV, ventajas comerciales, sorteos y actividades

«Creemos que ha llegado el momento de decir la verdad y pedir perdón»

Marta Macho, Manoel Martínez y Roberto Sánchez, ante el hospital de Arrasate, donde trabajan./Félix Morquecho
Marta Macho, Manoel Martínez y Roberto Sánchez, ante el hospital de Arrasate, donde trabajan. / Félix Morquecho

Los tres médicos que destaparon el caso de la OPE se congratulan de la salida de Darpón pero creen que «aún quedan muchos pasos por dar»

JAVIER PEÑALBA

Los teléfonos de Marta Macho, Roberto Sánchez y Manoel Martínez, los tres médicos que denunciaron las presuntas irregularidades en la OPE de Osakidetza, no dejaron de sonar y recibir mensajes desde que se conoció la dimisión del consejero Jon Darpón. «Lo he tenido que cargar dos veces y durante varias horas hasta lo he apagado», explica Roberto Sánchez. Los tres son anestesistas en el Hospital del Alto Deba y fueron los que decidieron decir basta a la manera en la que se vienen desarrollando las oposiciones en la Sanidad pública y los que, en definitiva, han provocado la primera dimisión de un consejero del Ejecutivo vasco.