Tecnología espacial para diagnosticar el cáncer

Tecnología espacial para diagnosticar el cáncer

Reino Unido destina un millón de libras a desarrollar una máquina de rayos X en tres dimensiones basada en la ciencia utilizada para observar las estrellas

Elena Martin Lopez
ELENA MARTIN LOPEZMadrid

El Universo ha sido siempre, y sigue siendo, una gran incógnita para la humanidad, pero ahora también podría ser la mejor respuesta en la lucha contra una de las enfermedades más mortales del ser humano: el cáncer. Reino Unido planea emplear la tecnología destinada a observar estrellas en galaxias lejanas en el diagnóstico temprano de esta enfermedad, según ha anunciado este lunes el Gobierno del país anglosajón.

La Agencia Espacial Británica ha decidido, coincidiendo con el 70 aniversario del nacimiento del Servicio de Sanidad público de Reino Unido (NHS), destinar un millón de libras (1,15 millones de euros) al desarrollo de una máquina portátil de rayos X en tres dimensiones pionera. El invento permitirá a los médicos obtener una visión más completa de las áreas donde sospechan que los tumores están creciendo, ayudando a un tratamiento más efectivo y a un diagnóstico más temprano.

«El enorme potencial de la tecnología espacial no implica solo llegar al universo: es aquí en la tierra donde se puede ver su mayor impacto», ha destacado el ministro de ciencia británico Chris Skidmore. «Nos hemos comprometido a gastar 2.4% del PIB en investigación y desarrollo para 2027, con el espacio en la vanguardia de nuestras ambiciones, y es en el potencial de avances médicos como estos en los que podemos ver los beneficios masivos potenciales de gastar más en la tecnología del futuro», ha añadido.

«El enorme potencial de la tecnología espacial no implica solo llegar al universo: es aquí en la tierra donde se puede ver su mayor impacto» Chris Skidmore

Las máquinas de rayos X en dos dimensiones que se emplean actualmente para detectar el cáncer no siempre consiguen localizar el tumor a tiempo y su diagnóstico tardío puede complicar el tratamiento. Esta nueva herramienta contribuirá a lograr tratamientos más efectivos y diagnósticos más tempranos, explica el Gobierno británico en un comunicado.

El escáner se basa en tecnología desarrollada para el espacio. Por ejemplo, incluye emisores de campo grabados en obleas de silicio usadas anteriormente en propulsores de iones y ópticas de rayos X desplegadas en naves espaciales de cartografía estelar, como la misión XMM Newton de la Agencia Espacial Europea, en la que el Reino Unido desempeñó un papel importante, recalca el comunicado.

Al ser miniaturizado, portátil y estar conectado mediante satélites, este innovador dispositivo ofrecerá además la posibilidad de que los enfermos de cáncer se sometan a escáneres en las consultas de sus médicos de cabecera sin necesidad de ir al hospital.

La aplicación de estas tecnologías espaciales a la sanidad pública de Reino Unido se enmarca dentro de un plan a largo plazo para «construir un servicio preventivo, personalizado y líder mundial en salud y atención», ha concluido el secretario de salud británico Matt Hancock.