Aemet prevé un puente con temperaturas suaves y escasas precipitaciones

De jueves a domingo se espera la influencia de las altas presiones, pero también algunos frentes que rozarán la cornisa cantábrica

Javier Peñalba
JAVIER PEÑALBA

El puente festivo tendrá dos partes bien diferenciadas, al menos en lo meteorológico. «El jueves y viernes estaremos bajo una situación anticiclónica, con vientos flojos y temperaturas que pueden alcanzar los 15 y 16 grados al mediodía. Pero la noche del viernes la situación cambia. Llegan vientos del oeste-noroeste, lloverá y bajarán las temperaturas», explica Margarita Martín, delegada de la Agencia Estatal de Meteorología que, asimismo, anuncia la llegada de un fuerte oleaje para el fin de semana.

Los días de fiesta que se avecinan ofrecerán un poco de todo. El jueves, Día de la Constitución, la jornada estará en parte condicionada por la posición que ocupa el anticiclón, entre Galicia y Portugal. «Ello permitirá que podamos tener algo de sirimiri por la mañana, aunque las temperaturas serán suaves, con mínimas de 8-9 grados en la costa y máximas de unos 15º», explica Margarita Martín. Este sirimiri, no obstante, cesará por la tarde. «Irá desapareciendo de oeste a este», precisa.

El viernes, la mayor parte de la jornada estará condicionada por el viento sur, de forma que se pronostican grandes claros y ascenso de las temperaturas, con máximas de 16º o 17º. Pero esta situación de bonanza tiene las horas contadas, ya que el cambio llegará el mismo viernes. Por la tarde-noche empezarán a dejarse notar rachas frías del noroeste y también una mayor carga de humedad. «Las precipitaciones se esperan para el final del día, prácticamente para la noche. El viento será fuerte, y durante la madrugada del sábado se prevén chubascos y un importante descenso de las temperaturas. Podría incluso nevar en la punta del Aitzkorri», detalla la meteoróloga. El sábado continuarán las lluvias, pero serán cada vez más débiles y al final del día, es probable que cesen las precipitaciones.

Pronóstico

Jueves
Algo de sirimiri por la mañana, aunque las temperaturas serán suaves, con mínimas de 8-9 grados. Por la tarde cesará la lluvia.
Viernes
La mayor parte de la jornada estará condicionada por el viento del sur, de forma que se pronostican grandes claros y ascenso de las temperaturas. Cambio a la noche.
Sábado
Continuarán los chubascos debido al frente del día anterior, pero serán cada vez más débiles, y al final del día es probable que deje de llover.
Domingo
A partir del mediodía llega el segundo de los frentes del fin de semana. Sin embargo, hasta ese momento habrá un paréntesis en el que no lloverá. En la mar habrá olas de 4-5 metros.

Para el domingo, se anuncia el paso de otro sistema frontal cuyos efectos se dejarán sentir a partir del mediodía. «Hasta ese momento, sin embargo, habrá un paréntesis en el que los cielos estarán parcialmente cubiertos», señala.

El cambio de las condiciones que se pronostican para la noche del viernes y madrugada del sábado provocará un fuerte oleaje del noroeste, con olas de entre cuatro y cinco metros de altura, con lo que podría activarse el aviso amarillo. Estas condiciones se mantendrán el domingo.

Más información

 

Fotos

Vídeos