Cristóbal Altube, tenor inolvidable

Ópera. Cristóbal Altube (1897-1951) comenzó a cantar en el coro parroquial de Mondragón. / DV
Ópera. Cristóbal Altube (1897-1951) comenzó a cantar en el coro parroquial de Mondragón. / DV

El cantante atxabaltarra fue una de las estrellas de la II Quincena Musical en 1940 | Fue una gran figura del canto lírico que triunfó por todo el mundo, pero murió tempranamente cuando tenía 53 años

KEPA OLIDEN ARRASATE.

La Quincena Musical donostiarra atesora una larga y fructífera trayectoria de 79 años. Se cuenta entre los festivales de música clásica más antiguos de Europa, y a su prestigio internacional han contribuido la calidad y el renombre de sus programas desde 1939. Y entre los primeros que actuaron en la quincena nos encontramos con el tenor atxabaltarra Cristóbal Altube. El 17 de octubre de 1940 cantaba en el Victoria Eugenia «un Otello inolvidable y un tenor más inolvidable», como titulaba la crónica de EL DIARIO VASCO. Pero la prematura muerte de Altube hace ahora 67 años ha acabado por sumir en el olvido a uno de los más insignes cantores que ha dado nuestra comarca.

El escritor e investigador Josemari Vélez de Mendizabal ha rescatado la figura de Cristóbal Altube en su blog en euskera Hots Begi Danbolinak.

De pastor a cantante

Cristóbal Altube Bergara nació en Aretxabaleta el 10 de julio de 1897. Es de padre atxabaltarra y madre bergaresa. El cronista José María Uranga recoge que la familia se mudó a una vivienda de la calle Iturriotz cuando Cristóbal contaba con 2 años. El joven Cristóbal estuvo de criado y pastor en un caserío de Aretxabaleta hasta que entró a trabajar en la Cerrajera. Dice Uranga que durante aquella época estuvo de pupilo en el Círculos Tradicionalista con la familia Arzamendi, y que cantaba en el coro parroquial y era dantzari en el Círculo.

La vida de Altube cambiaría cuando se marchó a la mili a Madrid. Participó en un concierto organizado en su cuartel y entre los asistentes al mismo estaba el rey Alfonso XIII. Quienes escucharon aquella voz prodigiosa quedaron tan admirados que inmediatamente le matricularon en el Conservatorio de Madrid. De ahí se trasladaría a Milán en 1921 becado por la Diputación Foral de Gipuzkoa y con la ayuda de dos personalidades vinculadas a la Cerrajera, Heriberto Azkoaga Resusta y Agustín Mendizabal Biain.

Altube debutará en el Teatro Reale de Malta con las óperas 'Sansón y Dalila', 'Walkiria' y 'Aida'. De vuelta a Milán, triunfó en el Teatro Rossi con 'Ernani'. A partir de entonces, Cristóbal Altube recorrería todos los grandes escenarios de Nueva York, Washington, Salzburgo, París, Barcelona... En el Liceo de la ciudad condal actuaría en 1932 junto con el también gran tenor vasco Isidoro Fagollaga.

Catedrático

Cristóbal Altube compatibilizó su carrera musical con la docencia y en 1945 obtuvo la cátedra de canto en el Conservatorio de Madrid. «Cristóbal Altube, una primera figura lírica que, después de recorrer en triunfo casi el mundo entero, prestará su experiencia y su competente maestría a la tarea de formar a los demás en el Arte del Canto», daban cuenta la crónicas de la época del nombramiento.

En 1950 publicaría el libro 'Articulación de la voz humana' como compendio de las materias que impartía. Pero, lamentablemente, una angina de pecho truncaba su carrera el 16 de mayo de 1951, cuando contaba con 53 años de edad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos