Alex Ubago, antología inversa

Alex Ubago volvió a sus orígenes en la explanada de Sagüés, en San Sebastián, donde arrasó

Para presentar en primicia el single 'Maldito miedo' se trajo de Murcia al cantante de hip hop con quien lo ha grabado, Soge Culebra/Unanue
Para presentar en primicia el single 'Maldito miedo' se trajo de Murcia al cantante de hip hop con quien lo ha grabado, Soge Culebra / Unanue
Juan G. Andrés
JUAN G. ANDRÉS

Resulta difícil de creer, pero lo confesó él mismo en los prolegómenos del concierto. Hacía 17 años que Álex Ubago no actuaba en Sagüés, por donde pasó justo cuando presentaba su primer disco, '¿Qué pides tú?' (2001). «Ha llovido mucho desde entonces, sobre todo en Donostia», bromeó Ubago, feliz de actuar en su San Sebastián. Y es que a veces parece que el cantante es más profeta al otro lado del charco que en su propia tierra. Y para muestra, la gran cantidad de público de origen latinoamericano que asistió a su función.

Hace un mes, el propio Álex Ubago asumía que no iba a ser capaz de reunir a tanta gente como en aquella actuación de 2002 en la que la marea de espectadores 'subió' hasta el ZM. «Recuerdo que me tuvieron que llevar en moto con un casco integral para poder llegar. Era curioso estar al lado de todo el mundo que había ido a verme sin que ellos supieran que estaba ahí», rememoraba en estas páginas un artista que se ha liberado de la incómoda presión del fenómeno fan pero que continúa manteniendo una cuota importante de seguidores.

La primera parte del show, más calmada y melancólica, estuvo protagonizada por los temas de su sexto álbum de estudio, 'Canciones impuntuales' (2017), un trabajo que aún no había presentado en la capital guipuzcoana. Por ello, compareció con una formación holgada y una escenografía íntima a base de lámparas, sofá y relojes de pie a los que después daría marcha atrás para revisar su carrera en orden cronológico inverso. Pero aún sonaron composiciones recientes como 'Entre tu boca y la mía' o 'Míranos', la primera en la que soltó la guitarra acústica para cantar sentado al piano.

El concierto de Alex Ubago

Fecha
15/08/2019
Lugar
Explanada de Sagüés (Donostia).
Intérpretes
Álex Ubago (voz, guitarra acústica y piano), Imanol Bengoetxea (guitarra eléctrica), Mikel Irazoki (bajo), Antxon Sarasua (teclados), David Gorospe (batería).
Asistencia
Media plaza

Hubo otras piezas nuevas como 'Sólo si lo hacemos juntos', grabada en el marco de la campaña de la Asociación Española de Afectados de Cáncer de Pulmón, y 'Maldito miedo', un single que vio la luz hace sólo unos días. Para presentarlo en primicia se trajo de Murcia al cantante de hip hop con quien lo ha grabado, Soge Culebra, que fue muy bien recibido por quienes le conocían, que no eran pocos a juzgar por el griterío. «¡Ese ruido fuerte para mi hermanito Álex!», pidió el invitado utilizando los códigos de la música urbana y electrónica a la que Ubago podría arrimarse, siquiera tímidamente, en su próximo disco.

Y entonces llegó la hora de iniciar el «viaje a través del tiempo» en una marcha atrás que le sirvió para revisar sus cinco discos anteriores, comenzando por 'Mentiras sinceras' (2012), de los que rescató 'Ella vive en mí', interpretada sin levantarse del sofá, y 'Estar contigo', en la que su imagen apareció en pantalla encuadrada dentro de la esfera de un reloj. La intensidad emocional se relajó un poco al llegar el momento de 'Calle ilusión' (2009): la canción homónima sonó refrescante con su sabor reggae, 'Amarrado a ti' le sirvió para piropear por enésima vez a Donostia y 'Me arrepiento' tuvo ecos de baladón italiano.

Fusión con Macaco y rock en La Flamenka

Cuatro años después de su última visita a Sagüés, Macaco regresa al mismo escenario para deleitar al público con su fusión de ritmos. Será el último gran concierto de la Aste Nagusia de 2019, que esta noche también llevará a la Flamenka a la banda donostiarra Liher y a los suecos The Baboon Show, que garantizan la noche más rockera de las fiestas en el puerto.

Tras 'Viajar contigo', la única muestra del disco 'Siempre en mi mente' (2007), siguió retrocediendo hasta llegar a 'Fantasía o realidad' (2004), de la que extrajo 'Cuanto antes', el segundo dueto de la noche con la gran voz de María Amolategui, del grupo donostiarra Matilda; 'Dame tu aire', que marcó un punto de inflexión más rockero, y 'Aunque no te pueda ver', que activó el karaoke con cinco temas de su debut de 2001. Confesó tener cariño a '¿Sabes?', uno de los primeros textos que escribió, y tras la enérgica 'No te rindas', volvió para los bises luciendo el pañuelo de la Aste Nagusia de San Sebastián. Cientos de voces le acompañaron en las míticas 'Sin miedo a nada' -la de «Me muero por conocerte»-; 'A gritos de esperanza', en la que censuró la violencia machista, y '¿Qué pides tú?', que fue el primer single de su carrera y puso fin a hora y media larga de antología inversa de Álex Ubago. «Ha sido maravilloso y espero que se repita pronto», concluyó, deseoso de actuar más a menudo en casa.