Ciclismo

Jokin Aranburu: «Me llamó Mikel Landa y me dijo que contaba conmigo»

Jokin Aranburu, entrenándose por la carretera de la costa./
Jokin Aranburu, entrenándose por la carretera de la costa.

El corredor zarauztarra, de 21 años, correrá la próxima temporada en la Fundación Euskadi, donde continuarán Iker Azkarate y Mikel Alonso

IÑAKI IZQUIERDOSAN SEBASTIÁN.

Jokin Aranburu (Ampo) da el salto a profesionales. El ciclista zarauztarra, de 21 años, correrá la próxima temporada con la Fundación Euskadi, donde continuarán al menos otros dos guipuzcoanos, el urnietarra Mikel Alonso y el lazkaotarra Iker Azkarate. Tras un año complicado, con dos fracturas de clavícula y una única victoria, Aranburu ha conseguido su sueño de dar el salto al campo profesional, después de tres campañas en el pelotón amateur.

- ¿Cuándo recibió la oferta para dar el salto?

- La semana pasada. Aún no he firmado, quedamos para hacerlo el lunes (mañana) en Vitoria.

- ¿Le habían tanteado antes?

- En la clásica de Estella estuvimos con el equipo entrenando con ellos. Hicimos un entrenamiento y eso fue todo. No hubo nada más, no hablamos más. La semana pasada me llamó Mikel Landa en persona para decirme que quería contar conmigo, y yo encantadísimo. Le dije que cuándo firmábamos, y al día siguiente me reuní con su representante, Jesús Ezkurdia, que me estuvo explicando los detalles.

- Cabe suponer que estará ilusionado con la perspectiva de dar el salto.

- Estoy muy feliz. Ha sido un año muy, muy duro para mí, en el que he sufrido dos fracturas de clavícula y no he conseguido mis mejores resultados. La primera fue en la primera carrera de la temporada y la segunda, cuando acababa de coger la forma. Había ganado una carrera y había sido cuarto el día anterior en la primera etapa de la Vuelta al Bidasoa. Volví en junio, muy rápido pero muy verde. Psicológicamente cuesta mucho y esta segunda fractura fue más complicada que la primera, porque me afectó a un nervio. Ahora estoy recuperado y muy bien, pero el año se me ha hecho muy largo. Aunque he pasado mucho tiempo sin correr, no he estado descansando. A los tres días de las caídas ya estaba haciendo series en el rodillo con el brazo en cabestrillo. Al final, he pasado todo el año a contrapié. No he tenido ningún descanso y las fuerzas se acaban.

- ¿Recibir la llamada pese a un año tan difícil es un valor añadido?

- En el ciclismo siempre es mejor que los resultados acompañen, pero se ve que los equipos buscan quién tiene potencial para seguir progresando y quién tiene margen de mejora. Que también se miran otras cosas, aunque los resultados ayudan, claro. Es mejor ganar cinco carreras que una.

- ¿Qué le dijo Landa?

- Me explicó lo que era la Fundación, que quería que fuera parte de ello, y no mucho más. Le transmití mi ilusión, mi interés y mi voluntad de darlo todo. Que me gusta, porque es un equipo pequeño que cuida a los jugadores y que además conocía el equipo, compañeros, estructura y staff.

«Siempre es mejor ganar, pero los equipos buscan quién tiene potencial para seguir mejorando»

«Me he roto dos veces la clavícula en un año duro, pero con la noticia se te pasa todo de golpe»

- ¿Qué le han comentado sus nuevos compañeros?

- He hablado con Mikel Alonso y con López Cózar. Me llevo bien también con Peio Goikoetxea...

- Por cierto, ¿cómo está el ermuarra de su intervención en el riñón?

- Recuperado. Ya está encima de la bici. A ver si vuelve a su nivel anterior.

- Volviendo a usted, con la noticia ya no le duele nada, ¿no?

- No, no. Se te pasa todo de golpe. Y se te olvida.

- Siempre ha sido muy positivo, hasta en los peores momentos.

- Creo que hay que mirar al futuro, no al pasado. Este año me ha dado cosas buenas.

- ¿Por ejemplo?

- Saber que en el deporte siempre va a haber momentos malos y que hay que superar cada problema. Puede ser una clavícula o lo que sea, cada ciclista afronta sus dificultades. He salido bien de esta y me quedo con eso. No se puede tirar la toalla.

- Pasa a profesionales con solo 21 años...

- Es otro paso, que creo que era necesario después de tres años como amateur. Es el momento idóneo. Solo he ganado una carrera (una etapa de la Bira), pero me ha llegado la oportunidad. Tenía claro que quería seguir en el mundo del ciclismo. Estudio cuarto de Fisioterapia, pero mi ilusión es ser ciclista, es lo que me llena. Dentro de diez años seguiré pudiendo ser fisio, ciclista, no. En cada momento tienes que hacer lo que quieres y lo que puedes.

- ¿Cómo se imagina el mundo profesional?

- Ahora comienza el reto. Sé que tengo que empezar a dar pasos y aprender de los compañeros que llevan un año ahí. Mi misión será ayudar en lo que me digan y lo que me pida el equipo.

 

Fotos

Vídeos