Toreros jóvenes y veteranos se alternan en los carteles de la Feria de San Ignacio de Azpeitia

La lluvia saludó la intervención de Dani Luque en Azpeitia 2016./Michelena
La lluvia saludó la intervención de Dani Luque en Azpeitia 2016. / Michelena

Murteira, que regresa después de 34 años de ausencia, y Salvador Gavira completan la terna de ganaderos La de Ana Romero, premiada el año pasado, es la única ganadería que repetirá en el coso

MANUEL HARINAAZPEITIA

Otra vuelta de tuerca. Un año más, la Comisión se reinventa la Feria: cuando parece que ya no queda nada por innovar, los carteles de los 'Sanignacios' vuelven a sorprender. El pasado año fue una apuesta valiente y decidida por un encaste minoritario, poco apreciado por las figuras que mandan en este complicado mundo taurino y ganaderías que por tanto lidian más en plazas francesas, donde son muy apreciadas. Compusieron el cartel tres encierros del encaste Santa Coloma. En esta edición se ha variado la formula: se mantiene una de las ganaderías, Ana Romero, ya que resultó ganadora del premio DV Paco Apaolaza a la mejor ganadería de las lidiadas en plazas guipuzcoanas en 2018, completándose con los toros portugueses de Joaquim Murteira Grave y los gaditanos de Salvador Gavira.

Los toros de Ana Romero son un activo fijo de la feria azpeitiarra. Hace ya sesenta años que Fernando Carrasco compró una punta de vacas de Alipio Pérez-Tabernero y sementales de Joaquín Buendía. Formó esta ganadería que puso a nombre de su esposa y que constituye uno de los reductos más puro de lo que se llama encaste Santa Coloma. Toros que no han perdido su esencia ni en el físico ni en el comportamiento. La mayoría de capa cárdena en todas sus variantes, además de algunos negros; bien presentados de cara sin ser en ningún caso exagerado

Los carteles

Día 31
Toros de Ana Romero. Daniel Luque, David de Miranda y Adrien Salenc.
Día 1
Toros de Murteira Grave. Pepe Moral, Juan Leal y Tomás Angulo.
Día 2
Toros de Salvador Gavira. Curro Díaz, Ginés Marin y Ángel Tellez.
Abonos
Renovación hasta mañana. Nuevos, a partir del martes.

Durante los pasados 'Sanignacios', paseando entre Loiola y Azpeitia, recordaba el ganadero portugués Joaquim Murteira Grave la única tarde que los toros de su ganadería saltaron al ruedo de Azpeitia. Fue en 1985, hace 34 años; un primero de agosto y la torearon Luis Francisco Esplá, Espartaco y Pepín Jimenez. Ganadero por afición y por estirpe, quiere devolver a su ganadería el prestigio que ya tiene en Portugal. Los toros de Murteira impresionan por su estampa: serios, con mucho trapío y muy bien de cara, muchas veces aparentan más peso del que realmente tienen. Será sin duda una corrida exigente.

Los toros de Salvador Gavira pastan en una isla: Vega Blanquilla, una finca en medio de la marisma, en el pantano de Barbate, en Cádiz, donde ya criaba toros su padre, fundador de la legendaria ganadería de Gavira. Una finca con una casona vieja que ha recuperado un hombre joven, arquitecto que nunca ha ejercido como tal y que es sobre todo un romántico del toro. Son toros con hechuras de Domecq vía Salvador tanto de cara como de raza, pero la velocidad, el recorte, la rapidez en revolverse, la búsqueda del engaño son propios de la sangre Marzal. Interesante combinación.

Curro Díaz es uno de los clásicos en la feria azpeitiarra.

Acoplarse al toro

Nueve plazas en los carteles, no son muchas; la Comisión de Azpeitia debe buscar la fórmula específica para que el torero quiera hacer el paseíllo y además pueda acoplarse al toro que salta al ruedo. Un veterano y dos toreros más jóvenes; así cada una de las tres tardes. Se asegura una dirección de lidia y un respeto a los cánones de la fiesta. Matadores con años de alternativa abrirán los carteles: Daniel Luque, Pepe Moral y Curro Díaz; y seis matadores harán el paseíllo desmonterados: David de Miranda, Adrien Salenc, Juan Leal, Tomás Angulo, Ginés Marin y Ángel Tellez.

Daniel Luque se ha transformado en un torero más cuajado. Pepe Moral debe revalidar su más que interesante actuación el pasado año y Curro Díaz, con ese gusto y esa despaciosidad, se ha convertido por derecho en un torero de Azpeitia.

David de Miranda ha sido uno de los triunfadores de San Isidro. El día de su confirmación el pasado mayo atravesó, llevado a hombros, el umbral de la Puerta de Madrid: el mayor sueño de un torero. La misma tarde se presentará un muy joven matador francés Adrien Salenc. Ha tomado la alternativa en Istres el pasado 14 de junio, cortando una oreja a un toro de Zalduendo. El día primero de agosto otro debutante francés:Juan Leal, de raíces y estirpe taurina. Muy valiente como acaba de demostrarlo en la corrida de Miura de los pasados Sanfermines.

Completará la terna Tomás Angulo, un matador ya con unos años de alternativa, modesto, humilde que espera presuroso su cita en Azpeitia con los toros de Murteira. Y finalmente el día 2 de agosto Ginés Marín en su cuarto año de alternativa. Debe demostrar que es uno de los firmes candidatos a ser figura del toreo en la próxima década. Compartirá cartel con Ángel Tellez, novillero triunfador la pasada temporada con 31 festejos y 31 orejas, que ha tomado la alternativa el pasado, 7 de abril en Guadalajara cortando tres orejas y que acaba de confirmar su alternativa en Las Ventas.

Los festejos darán comienzo a las 18,30 horas y como es tradicional, las tres corridas se desembarcarán en el ruedo de la 'bombonera' el domingo día 28 a las siete de la tarde, en un espectáculo casi único donde se ve el comportamiento de cada astado al salir del camión de transporte y cada corrida al completo.

Más

Temas

Toros