Diario Vasco

El PP no participará en los actos del Día de la Memoria con «el formato actual»

  • «Debe ser una jornada de homenaje específico a las víctimas del terrorismo de ETA, de los GAL, del Batallón Vasco-Español, y no un acto en el que se diluya su memoria en la de otras víctimas», reclama Alfonso Alonso

El presidente del PP vasco, Alfonso Alonso, ha advertido este lunes de que ningún representante de su formación acudirá a los actos que organizan el jueves el Parlamento Vasco y el Gobierno autonómico con motivo del Día de la Memoria si no se dirigen de manera específica a recordar a las víctimas del terrorismo.

Estos homenajes se celebran el 10 de noviembre por ser el único en el calendario en el que no ha habido personas afectadas por atentados terroristas.

Como en ocasiones anteriores el Parlamento Vasco recordará a todas las víctimas de la violencia, del mismo modo que lo hará el Gobierno autonómico, a través del Instituto de la Memoria-Gogora el mismo día por la tarde en Bilbao.

La Mesa de la Cámara cerrará este el formato del acto, aunque todo apunta a que se repetirá el de años anteriores, según han explicado a Efe fuentes parlamentarias.

En una comparecencia de prensa, Alonso ha lamentado que estos actos "han desvirtuado" su objetivo al extenderse a las personas afectadas por todo tipo de violencia de motivación política.

Ha explicado que el grupo parlamentario del PP ha pedido a los miembros de la Mesa de la Cámara, en la que los populares no tienen representación en esta legislatura, que "se respeten los derechos de las víctimas del terrorismo a tener su propio día".

"Este día debe estar destinado a las víctimas del terrorismo y no a blanquear a quienes decidieron estar en política y no han dado el paso de condenar el terrorismo", ha denunciado en referencia a EH Bildu.

Por todo ello, Alonso ha anunciado que si no se tiene en consideración la petición de su partido no acudirán a ninguno de los dos actos.

"Si lo que se quiere hacer es una cosa diferente y no se quiere homenajear a las víctimas del terrorismo y el objetivo es poner un puente de plata a los que no han condenado el terrorismo, es muy difícil que nosotros podamos participar", ha respondido a preguntas de los periodistas.

El Día de la Memoria fue conmemorado por primera vez en 2010 y desde el primer momento ha provocado desencuentros entre partidos e instituciones debido a que no se ponen de acuerdo sobre a qué víctimas recordar.

El pasado año, PP, UPyD y cargos de Ciudadanos se ausentaron de varios de los actos.

Por su parte, los representantes de la izquierda abertzale participaron en los dos organizados por el Gobierno y el Parlamento vascos, aunque no fueron a otros convocados por ayuntamientos y diputaciones.

No obstante, algunos de los homenajes sí consiguieron reunir a todos los partidos, como ocurrió en la ofrenda floral realizada en Bilbao, un acto en el que no se leyó ninguna declaración.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate