Tapia alude los despidos en Euskaltel a una «decisión empresarial» para seguir creciendo

arantxa tapia
La consejera del Gobierno vasco, Arantxa Tapia. / Blanca Saenz del Castillo

Apela a que, si hay que adoptar este tipo de medidas, se haga «de la manera de la menos traumática posible y de acuerdo con los trabajadores»

EUROPA PRESS

La consejera de Desarrollo Económico e Infraestructuras del Gobierno vasco, Arantxa Tapia, ha afirmado que los despidos en Euskaltel son una decisión de una empresa privada y cree que, tras los planteamientos que está desarrollando el operador, hay un «proyecto estratégico» para «reordenar» las tres empresas del grupo y continuar con su crecimiento. Asimismo, ha pedido que, si hay que adoptar estas medidas, se haga «de la manera menos traumática posible y de acuerdo con los trabajadores».

Tapia ha realizado estas manifestaciones en el Parque Tecnológico de Zamudio tras conocerse este jueves la decisión de Euskaltel de despedir a 25 personas, tras la reciente salida también de una veintena de directivos del operador.

La consejera ha afirmado que un despido «siempre afecta a una persona y una familia» y, por tanto, «no es la medida más agradable de tomar por parte de cualquier empresa», Además, ha indicado que también afecta «socialmente» y supone algo «complicado» y una «dificultad».

En este sentido, ha manifestado que la postura del Gobierno es que, en el caso de que haya que adoptar este tipo de medidas, se hagan «de la manera menos traumática posible y de acuerdo con los trabajadores».

En todo caso, Tapia ha asegurado que es una «decisión empresarial», de una empresa privada que esta misma semana celebró una Junta de Accionistas, con más del 86% de las acciones presentes, y por unanimidad se decidió que se llevara adelante la propuesta. «Desde ese punto de vista el máximo respeto», ha afirmado.

Asimismo, ha manifestado que hay un «proyecto estratégico» detrás de todos los planteamientos que está haciendo la empresa que es «ordenar y reordenar el conjunto de las empresas para después continuar un crecimiento y una implantación no solo en Euskadi sino en otros lugares».

«Por tanto, ya que el consejo de administración y la junta de accionistas lo ha avalado, vamos a esperar que se haga de la mejor manera posible, esa es nuestra voluntad», ha añadido.

Tapia ha explicado que están en comunicación con la empresa y con sus máximos directivos, que les van trasladando sus intenciones. «A partir de ahí, poco más tiene que decir el Gobierno», ha afirmado.

La consejera ha manifestado desconocer los criterios para los despidos y ha indicado que entiende que «se habrá hecho de la manera más adecuada posible» para proceder a esa reordenación de las tres empresas que integran el grupo (Euskaltel, R y Telecable) en una única que funcione «con criterios únicos de actuación en los diferentes lugares y, a partir de ahí, continuar el crecimiento».

Por último, ha subrayado el compromiso de Euskaltel con el arraigo en Euskadi, que, según ha destacado, está «avalado por el pacto de los accionistas» y está siendo reiterado por los accionistas y el equipo directivo.

Tapia ha recordado que el arraigo no solo es el mantenimiento de la sede social en Euskadi, sino también de sus centros de trabajo o que los nuevos proyectos y actuaciones «sean desarrolladas y diseñadas» desde su sede de Derio. «Esa voluntad creo que es clara, se ha demostrado y está en el plan que se ha presentado», ha apuntado.