El Beasain empató in extremis ante un Levante B muy técnico

O.F.SAN SEBASTIÁN.
Un vagonero pugna por el esférico con un valenciano. ::                             LÓPEZ/
Un vagonero pugna por el esférico con un valenciano. :: LÓPEZ

El Beasain no pudo amarrar una victoria en la ida de la primera ronda de play off a Segunda B ante el Levante B, pero se aferró a ese refrán que dice que si no eres capaz de ganar, al menos saca un empate.

El conjunto vagonero mantuvo la línea de toda la temporada, desplegando un buen juego pero pagando en exceso los nervios. Pese a todo, fue capaz de adelantarse en el marcador en una buena jugada culminada por Imaz, que hacía llevar la alegría a una poblada de Loinaz. Ayudaron las fiestas del pueblo. El ambiente fue una fiesta... Que sólo el señor Cantalapiedra, colegiado cántabro, se encargó de aguar.

El Levante B, un conjunto con muchos internacionales sub 19, demostró desde los primeros lances del choque que atesora una gran calidad arriba. Aunque atrás fallan bastante. Cuatro minutos después del tempranero gol del Beasain, Roger igualó la contienda.

En el minuto 45 llegó la jugada polémica del partido. Un balón aéreo se le escapó al meta Txusta. Pronto rectificó. Ninguno de los dos equipos se quejó, ningún jugador sobre el césped pudo pensar que ese balón había traspasado la línea. Sólo el señor Cantalapiedra, que decretó gol encendiendo a la grada vagonera. Música de viento para el trencilla.

Efectividad goleadora

Olaizola en el minuto 54, de tacón a la salida de un córner y tras varios rechaces, volvió a igualar el partido, pero Roger -vaya jugador-, volvió a adelantar a los valencianos, que con ese resultado dejaban la eliminatoria prácticamente vista para sentencia. Emulando a Drogba en la final de Champions, el Beasain echó el resto y justo en el minuto en el que el sábado marcó un gol a la salida de un córner, Iraola anotó de la misma guisa. Entrando como un torpedo y rematando con la testa al fondo de las mallas de Garabato.

El próximo fin de semana el Beasain necesitará ganar en Valencia para seguir soñando con el ascenso a Segunda B. No será fácil pero a tenor de lo visto ayer y de las facilidades defensivas que otorgó el conjunto de orillas del Turia, tendrá su oportunidad. Siempre que el trencilla no firme un arbitraje sibilino como el de ayer.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos