Un tercio de los fallecidos este año en las carreteras de Gipuzkoa son extranjeros

El tráiler que sufrió la colisión frontal con un turismo la madrugada del domingo en la N-121A terminó volcado en una vía verde./MIKEL FRAILE
El tráiler que sufrió la colisión frontal con un turismo la madrugada del domingo en la N-121A terminó volcado en una vía verde. / MIKEL FRAILE

Con los dos muertos franceses del accidente de la N-121A, la cifra de víctimas foráneas se eleva a 6 de las 21 que ha habido este año

IGNACIO VILLAMERIELSAN SEBASTIÁN.

A falta de mes y medio aún para retirar la última hoja del calendario de este año, ya se puede afirmar que la siniestralidad mortal en las carreteras guipuzcoanas ha vuelto a aumentar. De hecho, la cifra de víctimas mortales supera en cinco personas al total de viajeros que perdieron la vida en 2016, que se cerró con un balance de 16 fallecidos.

En los once meses y medio que llevamos de 2017, ya son 21 los muertos en la red viaria del territorio, y llama la atención que casi un tercio de ellos son extranjeros. Los dos últimos foráneos en engrosar esta lista negra fueron los dos jóvenes franceses que perdieron la vida la madrugada del domingo tras chocar frontalmente el turismo en el que viajaban con un camión que circulaba en sentido inverso por la N-121A, a la altura del barrio de Behobia en Irun.

El piloto, un chico de 26 años natural de Corbeil-Essonnes, y el copiloto del automóvil, vecino de Dax de 29 años, ya habían fallecido en el interior de un Alfa Romeo 147 cuando los servicios sanitarios llegaron hasta el lugar del siniestro, según fuentes del Departamento vasco de Seguridad. El tercer ocupante del automóvil salió despedido del mismo y fue trasladado al Hospital Donostia en estado grave, donde aún permanece.

En el alto de Azkarate, en Azkoitia, dos ciudadanos rumanos fallecieron tras una colisión múltiple

En febrero perdieron la vida una marroquí y una brasileña en la AP-8 a la altura de Usurbil

Por su parte, los dos ocupantes del tráiler, que destrozó el quitamiedos y se precipitó sobre la vía verde que discurre paralela a la carretera a unos cinco metros por debajo de la misma, también resultaron heridos de consideración. Los bomberos tuvieron que rescatar del interior del camión, que se encontraba volcado, al piloto y al copiloto, ambos de origen magrebí pero con residencia en Cartagena (Murcia).

Uno de ellos, de 37 años, fue trasladado al Hospital Comarcal del Bidasoa, mientras que el otro, de 35, fue ingresado en el Hospital Donostia. Los dos en estado grave, aunque fuentes de la Policía Judicial desplazada hasta el lugar del accidente apuntaron que el copiloto se encontraría en peor situación de los dos al haber sufrido una contusión más violenta que el conductor del camión.

Los cinco implicados en el brutal choque eran por tanto extranjeros y ninguno de ellos superaba los 40 años de edad. La Ertzaintza continuaba ayer investigando las causas del siniestro.

El anterior, en marzo

El anterior accidente con víctimas extranjeras que hubo en Gipuzkoa ocurrió el pasado 13 de marzo en una múltiple colisión registrada en la subida al alto de Azkarate, en Azkoitia. En el siniestro se vieron implicados un camión y cuatro automóviles y se saldó con el dramático balance de tres fallecidos y cinco personas heridas, una de ellas de carácter grave. Una de las víctimas mortales fue el eibarrés de 41 años Iker Amutxastegi. Los otros dos eran ciudadanos rumanos, varones, que habían residido en Elgoibar y viajaban en un Citroen Xsara Picasso junto a un joven de 20 años, también de nacionalidad rumana y que sufrió lesiones muy graves.

Por otro lado, el pasado 11 de febrero un ciudadano marroquí y una mujer brasileña fallecieron en la AP-8 a la altura de Usurbil. El accidente tuvo lugar a las seis y veinte de la mañana, a la altura de la confluencia con la GI-20. A esa hora, una ambulancia de transporte sanitario no urgente que transitaba en sentido Irun colisionó contra un turismo que circulaba hacia Bilbao en dirección contraria. El choque no tuvo consecuencias mucho más graves gracias a la pericia del conductor del vehículo sanitario, que impidió el golpe frontal con un volantazo. Como particularidad, hasta el momento en los tres accidentes mortales han fallecido dos extranjeros en cada uno de los siniestros.

Más noticias

Fotos

Vídeos