Diario Vasco

El conflicto del Alarde pasa factura a EH Bildu en Hondarribia

Juan Ortiz, entonces concejal de EH Bildu, acompaña a su hija en el Alarde de Hondarribia.
Juan Ortiz, entonces concejal de EH Bildu, acompaña a su hija en el Alarde de Hondarribia. / F. DE LA HERA
  • La coalición ha pasado de 2.066 votos y 5 concejales en 2011 a 867 sufragios y 2 ediles, mientras que Abotsanitz ha concitado 1.443 apoyos y se ha hecho con 3 ediles

El conflicto del Alarde ha pasado una cara factura a EH Bildu en Hondarribia, donde la coalición ha perdido más de la mitad de los votos que obtuvo en 2011 en favor de su escisión, Abotsanitz, surgida por las contradicciones internas generadas en torno al tradicional desfile de armas.

EH Bildu ha pasado de 2.066 votos y 5 concejales en 2011 a 867 sufragios y 2 ediles, mientras que Abotsanitz ha concitado 1.443 apoyos y se ha hecho con 3 ediles, en unas elecciones en las que el PNV ha conseguido la mayoría absoluta.

Acompañante de su hija

La ruptura tiene su origen el 8 de septiembre de 2013, día grande de las fiestas de Hondarribia, cuando Juan Ortiz Armendariz, entonces edil de Bildu, vio cumplido el sueño de muchos padres de la localidad costera, acompañar a su hija, elegida cantinera, en el tradicional Alarde, una fiesta que la izquierda abertzale considera "discriminatoria".

Aunque el grupo municipal apoyó a Ortiz, los órganos de dirección de EH Bildu en Gipuzkoa obligaron al concejal a abandonar su cargo, lo que provocó la dimisión de otros dos concejales de la coalición abertzale.

De esta ruptura surgió Abotsanitz, que en su programa aboga por el diálogo para solucionar el conflicto del Alarde, pero evita palabras de condena y censura de una fiesta apoyada masivamente, en su configuración actual -con las mujeres como cantineras- por los ciudadanos de Hondarribia.