El gobierno municipal niega falta de material para ofrecer el baño asistido

El gobierno municipal niega falta de material para ofrecer el baño asistido
David Aprea

El cambio de la empresa que presta el servicio ha conllevado la sustitución de dos de las cuatro sillas anfibio que había, explica la edil Garmendia (PSE)

Dani Soriazu
DANI SORIAZUSAN SEBASTIÁN.

El gobierno municipal negó ayer las acusaciones de falta de material para prestar en condiciones el servicio de baño asistido en las playas este verano. Así lo aseguró la concejala de Espacios Públicos, Marisol Garmendia, ante la denuncia que Elkarrekin Donostia hizo en el marco de la comisión de este área que se celebró ayer en el Ayuntamiento.

La edil socialista explicó que esta temporada el servicio de vigilancia de las playas, dentro del cual se encuentra la prestación del baño asistido, ha sido adjudicado a la empresa BPXport y no la Cruz Roja, entidad que ha gestionando este servicio desde hace años. En este sentido señaló que las condiciones con las que se presta este servicio «son las mismas que el año pasado».

No obstante, la edil de la formación compuesta por Podemos, Ezker Anitza-IU y Equo-Berdeak, Haizea Garay, señaló que este cambio de empresa ha conllevado una merma en la cantidad de material disponible para prestar el baño asistido. «Donde el pasado verano contaban con cuatro sillas para el citado servicio, este verano ha comenzado con una sola silla y en estos momentos se ha incorporado una segunda».

Garmendia afirmó, en declaraciones a este periódico, que el cambio de empresa sí que ha supuesto una modificación del material disponible, pero que no se ha reducido. En este sentido, informó de que dos de las cuatro sillas anfibias que se utilizaban hasta el año pasado eran propiedad de Cruz Roja y que esta temporada no ha sido posible contar con ellas. «Sin embargo la nueva empresa ha puesto a disposición de los usuarios una silla anfibia para niñas y el Ayuntamiento ha adquirido otra silla de paseo».

Además, la edil socialista recordó que otro de los cambios introducidos ha permitido que la prestación del servicio de baño asistido se haya podido ampliar a algunos fines de semana de septiembre «cuando hasta ahora solo se ha prestado hasta el mes de agosto.

Sin cita previa

La concejala de Elkarrekin Donostia también aprovechó su turno en la interpelación para denunciar que otra de los cambios introducidos este año obliga a contratar el baño asistido «con 24 horas de antelación el baño asistido». Garmendia también rechazó este punto. «No ha sido necesario ni antes ni ahora. Solo hay que llamar si el usuario quiere reservar alguna hora concreta para el día siguiente y facilitarle el servicio. Lo demás se presta como siempre».