Una alfombra en homenaje a Elcano

Los dos socios de Nómada, Alistair Baird y Nerea Aguirre, sujetan 'Elkano'. / JOSE MARI LÓPEZ
Los dos socios de Nómada, Alistair Baird y Nerea Aguirre, sujetan 'Elkano'. / JOSE MARI LÓPEZ

Una tienda de tapices de San Sebastián diseña una pieza que conmemora el 500 aniversario de la vuelta al mundo

NAIA BEGIRISTAIN

Los dos socios de la tienda de alfombras Nómada de San Sebastián, Alistair Baird y Nerea Aguirre, han puesto hoy en exposición 'Elkano', la alfombra que han diseñado para «conmemorar» el 500 aniversario de la primera vuelta al mundo de Juan Sebastián Elcano, que se celebra hoy. «Tenemos la sensación de que Elcano es el gran olvidado de la historia», explica Aguirre, y afirma que «lo que hizo fue una hazaña monumental. Queremos dar a conocer su figura». Aguirre indica que «si Elcano fuese un navegante británico habría películas, cómics y todo tipo de literatura sobre él». No obstante, en la tienda han visto que los turistas prácticamente no conocen la historia del marinero de Getaria. Aguirre declara que «se trata de visibilizar su figura». Los propietarios de la tienda iniciaron el proyecto hace alrededor de un año y desde el principio han querido representar «un acontecimiento histórico mediante un diseño contemporáneo».

El tapiz muestra un mar y dos orillas: el comienzo y el final del viaje. «Las dos son distintas porque representan el cambio del tiempo durante el trayecto», explica Baird, y añade que, «también hemos reproducido la espuma del mar». Por otra parte, en el centro de la alfombra hay líneas que simbolizan trazos de rutas, «algunas completas y otras incompletas», comenta. Para Baird, 'Elkano' destaca por «la belleza» de sus colores. «La alfombra refleja una combinación de colores arena, espuma y distintos tonos de azules», aclara el diseñador. «Es como cuando miras al horizonte entre el cielo y el mar: transmite una sensación de calma», agrega.

Lana del Himalaya

Alistair Baird ha realizado la mayor parte del diseño en el local de San Sebastián. Sin embargo, las encargadas de coser y darle forma al producto final han sido las trabajadoras de un taller de Nepal. «El taller está a las afueras de Katmandú. Parte de la plantilla son mujeres nepalíes y hay otras que son refugiadas tibetanas», comenta Baird, y añade que «es un taller de comercio justo, nosotros les mandamos el diseño y allí hacen nuestros sueños realidad».

Para los propietarios de Nómada, es muy importante que la producción sea «artesanal». «La lana es del Himalaya, lo tiñen ellas mismas y lo cosen todo a mano». Baird destaca que el momento más emocionante del proceso fue cuando recibieron la alfombra desde Nepal. «Nosotros trabajamos el diseño y los colores, pero verlo físicamente fue emocionante», explica.

Nómada abrió sus puertas en 1997 en Glasgow (Escocia) y cuatro años más tarde los socios de la tienda se trasladaron a San Sebastián, donde continuaron con su proyecto. «Viajar es nuestra pasión y hemos traído alfombras y objetos de muchos países del mundo», comentan. Para Baird y Aguirre es fundamental «comprar en origen». «Viajamos a muchos países. Turquía, Irán, Nepal y Afganistán, entre otros, y traemos los productos a nuestra tienda. No tenemos intermediarios». De este modo ayudan a las comunidades locales, respetan el medio ambiente y promueven el comercio de objetos perdurables. «Tenemos productos del siglo XIX. Nuestras alfombras viven más que las personas», declaran.