Donostia tendrá un código de buenas prácticas para evitar desahucios en VPO de alquiler de Benta Berri

Protesta ayer ante el Ayuntamiento por las viviendas de Benta Berri./Michelena
Protesta ayer ante el Ayuntamiento por las viviendas de Benta Berri. / Michelena

El Pleno del Ayuntamiento ha aprobado una moción presentada por Stop Desahucios según la cual el Consistorio y el Gobierno Vasco adoptarán medidas

EL DIARIO VASCO

El Pleno del Ayuntamiento de San Sebastián ha aprobado este miércoles una moción presentada por Stop Desahucios según la cual el Consistorio y el Gobierno Vasco acordarán un código de buenas prácticas con la sociedad cotizada anónima (socimi) Testa inmobiliaria, propietaria de las VPOs de alquiler de Bentaberri, «que evite la interposición de demandas de desahucio por impago de alquiler» en las mismas.

En un comunicado, Stop Desahucios y la asociación de vecinos Alokairu de Benta Berri se han mostrado «satisfechos» de que se haya aprobado, por unanimidad, esta iniciativa, de manera que «las dos administraciones implicadas adopten medidas preventivas para evitar desahucios» en estas y otras promociones de VPO «de sus mismas características» por impago de alquileres.

Stop Desahucios ha indicado que en Gipuzkoa hay 33 viviendas de protección oficial en alquiler de régimen general en Irun, 52 en Lasarte, 40 en Errenteria 21 en Tolosa y 20 en Zumaia.

Según han apuntado, «las viviendas de Lasarte, Tolosa y Zumaia tienen solo garantizados los precios protegidos de sus alquileres durante 20 años, al ser promociones adjudicadas antes del 2003, como es también la de Benta Berri«.

«En el caso de Zumaia los alquileres se liberalizan en el 2022 y en el de Tolosa en el 2026«, ha indicado la plataforma, para añadir que »las promociones restantes se adjudicaron después del 2003 y sus alquileres protegidos por lo tanto son permanentes«.

Además, ha apuntado que esa calificación de permanente de las VPO de régimen general en Euskadi «está siendo cuestionada por la patronal de la construcción en la que participan fondos de inversión que sabiendo que todas las construcciones de VPO en Euskadi a partir de 2020 tienen que ser de alquiler en aplicación de la Ley vasca de Vivienda están exigiendo al Gobierno Vasco la descalificación permanente existente a partir del 2003 y que se vuelva a la situación anterior de protección de solo 20 o 30 años«.

Por su parte, el Departamento de Vivienda del Gobierno Vasco, en una respuesta parlamentaria, alude a la promoción de Benta Berri y explica que fue «una promoción de régimen general de arrendamiento», que tiene protección hasta 2028 pero cuyo «suelo y vuelo», «por muy libres que sean» pasarán a formar parte en 2069 en el «patrimonio público». Recuerda que han «intervenido dos veces para extender el periodo» obligado para su alquiler y niega cesión alguna «a ningún fondo buitre».