Condenados a 1 año y 9 meses por introducir tabaco de contrabando desde Andorra

Condenados a 1 año y 9 meses por introducir tabaco de contrabando desde Andorra

Los juzgados han sido cuatro miembros de una banda y un cliente de los mismos

EFE

Cuatro miembros de una banda dedicada a introducir cajetillas de tabaco de contrabando en Gipuzkoa desde Andorra han sido condenados a un año y nueve meses de cárcel, al igual que un quinto acusado, cliente de los anteriores, y que distribuía cigarrillos entre compradores franceses.

Según la sentencia del caso, a la que este viernes ha tenido acceso EFE, uno de los miembros de la banda era el destinatario del tabaco, un segundo actuaba como intermediario y los otros dos se encargaban de transportarlo desde Andorra en otros tantos turismos.

Todos ellos fueron detenidos en abril de 2016 por efectivos de la Unidad de Vigilancia Aduanera de Gipuzkoa y Navarra en un operativo que permitió descubrir el «modus operandi» del grupo, según el cual, la víspera de la llegada del tabaco procedente de Andorra, el intermediario avisaba al destinatario de que al día siguiente «tomarían uno o dos cafés», en alusión a la llegada de uno o dos vehículos con la mercancía.

Posteriormente, unos tres cuartos de hora antes de que los coches arribaran a Gipuzkoa, volvía a informarle de la situación, momento en el que el comprador se acercaba a una lonja situada en Irun para «recepcionar la mercancía y hacer el pago de la misma».

De esta manera, el 21 de abril de 2016 los agentes montaron un operativo de «vigilancia y seguimiento» en el que descubrieron a uno de los encargados de transportar el tabaco en un turismo estacionado en el área de servicio de Pagozelai de la autovía A-15 que abandonó sobre las 10.15 horas en dirección a Irun.

Posteriormente, los policías se percataron de que este turismo circulaba acompañado en todo momento por un segundo automóvil y los siguieron hasta una bajera situada en el barrio de Behobia, en la que sorprendieron a los cuatro miembros de la banda. En el interior de este local, los agentes localizaron numerosos «bloques de cartones de cigarrillos pegados con cinta adhesiva» que carecían de las «reglamentarias marcas fiscales».

La resolución judicial precisa que el total del tabaco intervenido en esta lonja ascendió a 10.902 cajetillas con un valor estimado de venta al público de 47.201 euros y con un perjuicio para la Agencia Estatal de Administración Tributaria de 41.058 euros.

De forma paralela, sobre las 20.00 horas de aquel mismo día, otros agentes interceptaron en San Sebastián un BMW conducido por el quinto acusado, en el que localizaron otras 1.250 cajetillas de tabaco de contrabando. Los policías intervinieron a este procesado diversas llaves, una de las cuales abría un trastero en el que fueron ocupadas otras 1.000 cajetillas más, mientras que en un garaje de Hondarribia (Gipuzkoa) usado por esta misma persona se incautaron de 2.585 cajetillas más. El valor del conjunto de los cigarrillos intervenidos a este quinto inculpado ascendía a 21.504 euros, con un perjuicio para la Administración Tributaria de 18.665 euros.

Durante el procedimiento judicial iniciado por estos hechos, los cinco procesados consignaron en una cuenta del juzgado un total de 59.723 euros para saldar la cuota defraudada al Estado, circunstancia que en la sentencia les ha permitido ahora beneficiarse de la atenuante muy cualificada de reparación total del daño causado.

De esta manera, cada uno de los cuatro integrantes de la banda ha sido condenado a un año y nueve meses de cárcel como responsables de un delito de contrabando de tabaco y a dos meses de localización permanente como autores de un delito de integración en grupo criminal. Por su parte, el quinto procesado ha sido condenado a un año y nueve meses de cárcel por un delito de contrabando de tabaco.