Los fuegos artificiales de las fiestas se lanzarán desde San Miguel

Josean Ruiz de Azua y Juncal Eizaguirre explican los detalles del cambio de ubicación.
/
Josean Ruiz de Azua y Juncal Eizaguirre explican los detalles del cambio de ubicación.

JOANA OCHOTECO IRUN.

Los espectáculos pirotécnicos de las fiestas de San Pedro y San Marcial cambian su ubicación: este año, los fuegos artificiales se lanzarán desde la calle Donostia, en San Miguel. No varían las fechas de celebración, que serán los días 28 de junio y 1 de julio. La delegada de Cultura, Juncal Eizaguirre, anunció ayer este cambio en el programa de fiestas acompañada por el director del área, Josean Ruiz de Azua. «En junio del año pasado hubo una solicitud registrada en Diputación por la asociación Ekologistak Martxan, instando al no lanzamiento de los fuegos artificiales desde Osinbiribil», explicó Eizaguirre. Este espacio, junto al bidegorri de Santiago, «es una zona de especial protección que se encuentra dentro de la red Natura 2000», recordó la delegada.

Tras esa solicitud, el área de Cultura contactó con Ekologistak Martxan «y las entidades competentes en esta materia para tratar el tema y proponer medidas que redujeran el impacto» del lanzamiento de fuegos artificiales «de la mayor manera posible». Desde el Ayuntamiento se plantearon tres posibilidades: «Alejarnos de la zona protegida lo máximo posible, reducir los días de lanzamiento de fuegos artificiales a sólo uno o disminuir el calibre a 150 milímetros», señaló Eizaguirre.

Ekologistak Martxan solicitó un tiempo para analizar estas propuestas. La asociación agradeció «la actitud colaborativa que desde el Ayuntamiento estábamos teniendo, pero veían insuficientes las propuestas y las rechazaron». El Consistorio decidió entonces «buscar alternativas y otros espacios. No ha sido una tarea fácil», señaló Eizaguirre, debido a los requisitos de «seguridad y visibilidad». En la búsqueda de esa alternativa se ha hecho «un trabajo muy importante desde Cultura pero coordinados con otras áreas, como Medio Ambiente y Policía Local». Finalmente, se llegó a la conclusión de que el barrio San Miguel es el espacio «más adecuado» para llevar a cabo la actividad.

El cambio responde a una solicitud de Ekologistak Martxan, que recordó que Osinbiribil es una zona protegida

Por su parte, Josean Ruiz de Azua explicó que la decisión se ha adoptado queriendo mantener «la vistosidad» de los espectáculos pirotécnicos, garantizando al mismo tiempo «la seguridad». El director de Cultura aseguró que en la nueva ubicación los fuegos artificiales «se van a ver en condiciones inmejorables» y que el público podrá «disfrutar perfectamente de las colecciones» pirotécnicas, ya que «es una zona despejada y llana». En cuanto a la seguridad, la zona «reúne todas las condiciones». También se subrayó que «lo que en un principio podía parecer un contratiempo se ha convertido en una nueva oportunidad para poner en valor y animar el barrio San Miguel», al menos durante las fiestas.

La petición de Ekologistak Martxan afecta no sólo a los espectáculos pirotécnicos de las fiestas, sino también a los fuegos artificiales que se lanzan durante el Festival de la Isla de los Faisanes que se celebra a finales de julio. La delegada recordó que el año pasado ya no se realizó la actividad y que en este 2018 «tampoco se podrán lanzar los fuegos artificiales».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos