Martínez insiste en que Podemos es la «única alternativa real» al PNV en Euskadi

El líder morado se felicita por el acuerdo «transversal e inclusivo» alcanzado con el partido jeltzale y EH Bildu en el marco del nuevo estatus

Elisa López
ELISA LÓPEZ SAN SEBASTIÁN.

Ayer lo volvió a manifestar una vez más: «Podemos Euskadi es la única alternativa real al PNV». Lander Martínez aseguró que su formación es la que «pone el foco» en los derechos sociales y, además, la que defiende un modelo de país inclusivo. Argumentos que el actual líder del partido morado heredó de la exsecretaria general Nagua Alba porque, tal y como subrayan, forman parte del ADN de la formación. Y es que desde su nacimiento, Podemos Euskadi defiende que su objetivo era desalojar a los jeltzales del Gobierno Vasco. Y ahora, además, se reivindica como la única fuerza política capaz de aportar transversalidad al nuevo estatus vasco.

El secretario general de Podemos Euskadi señaló que el «blindaje» de los derechos sociales acordado por su grupo con el PNV y con EH Bildu, en el marco de la propuesta de reforma del estatuto político de Euskadi, hace de este documento un instrumento «útil» y al servicio de las necesidades reales de los ciudadanos.

Durante la presentación ayer en Vitoria de los nuevos secretarios generales municipales de Podemos Euskadi, Martínez se felicitó precisamente por este acuerdo alcanzado entre Elkarrekin Podemos, el PNV y EH Bildu en torno al capítulo sobre derechos y deberes de la ciudadanía, incluido en el borrador de reforma estatutaria elaborado por el Parlamento Vasco.

«Aplaudo a los que dieron un paso al frente para luchar por los derechos sociales»

Durante su intervención, hizo hincapié en que su partido afronta con «mucha ilusión» las próximas elecciones municipales y forales de 2019 -a las que prevé presentarse de nuevo en coalición junto a Ezker Anitza y Equo-, y que Podemos Euskadi «tiene un buen proyecto y un buen equipo».

«Plural y feminista»

Martínez afirmó también que en la actualidad la formación morada es la «única alternativa real» al PNV, «la única fuerza» que pone el foco en los derechos sociales. Defendió que la «pluralidad vasca es un valor a proteger y a preservar» y que su apuesta es decidida por «un modelo de país que incluya a todos». Su objetivo es llegar a 2019 con el reto de reforzar esos derechos, con un proyecto muy ambicioso en lo social, cimentado en lo local, donde nadie se quede atrás y donde nadie sobre para lograr una «Euskadi próspera, inclusiva, plural, sostenible y feminista». Incluso se mostró convencido de que si su formación no existiera «nunca hubiera sido posible» ese pacto.

El líder del partido de los círculos aprovechó ayer la ocasión para poner en valor el trabajo de todos los que dieron en su momento un paso al frente «cansados de ver cómo quienes gobernaban» habían dado «la espalda» a las necesidades reales de la ciudadanía. Y, a su juicio, hoy en día los «círculos» de la formación morada están «insertados cada vez más en los municipios» y elaboran proyectos que defienden y representan las verdades necesidades de los vecinos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos