Bádminton

Carolina Marín, leyenda única en Europa

Carolina Marín sonríe tras la victoria./Efe
Carolina Marín sonríe tras la victoria. / Efe

La onubense conquista en su propia casa su cuarto título continental consecutivo y es la primera mujer que gana tal número de coronas

AMADOR GÓMEZ

Nunca en la historia un jugador o jugadora de bádminton había conquistado cuatro títulos de Europa consecutivos, y Carolina Marín se convirtió este domingo, en su propia casa, en la primera en encadenar tal número de coronas, que la convierten en leyenda única en el continente y engrandecen el palmarés de la onubense, también bicampeona mundial y campeona olímpica. Carolina Marín cumplió, en el pabellón que lleva su nombre, rodeada de su gente, otro sueño que ansiaba hacer realidad, adjudicándose «un título muy especial y emocionante», tras jugar en la final su mejor partido del Campeonato de Europa en Huelva. Carolina Marín ya es la primera mujer tetracampeona de Europa en bádminton, tras superar a la danesa Camilla Martin, que entre 1996 y 2000, cuando el Europeo se disputaba cada dos años, enlazó tres títulos, como la española hizo anteriomente, entre 2014 y 2017.

«No puedo pedir más, después de haber podido disfrutar de toda mi gente, de mi familia y de mi tierra, y que juntos hayamos podido conseguir esta medalla de oro», reconoció Carolina Marín después de imponerse a la rusa Evgeniya Kosetskaya por 21-15 y 21-7 para cerrar un campeonato en el que no cedió un solo set y subir de nuevo a lo más alto del podio. «Hemos escuchado juntos el himno de España, que también era algo con lo que yo soñaba», destacó la onubense, que en sus cuatro ediciones de indiscutible reinado en Europa sólo ha perdido dos mangas. «Hoy he querido disfrutar al máximo y ha sido un día de 10», proclamó orgullosa Carolina, cuyo próximo objetivo será el Mundial del próximo mes de agosto en China. «Mañana lunes regresaremos a Madrid para volver a los entrenamientos y preparar ese próximo objetivo», anunció la jugadora de 24 años, que lleva diez de ellos viviendo y preparándose en la capital.

El Campeonato de Europa en su ciudad natal ha provocado que Carolina Marín haya vuelto a motivarse, después de que tras ganar la medalla olímpica en los Juegos de Río 2016 y cerrar el círculo de la triple corona creyese que ya no le quedaban más desafíos en su fulgurante carrera. «Cuando disfruto de lo que hago, cuandro disfruto en la pista, sale mi mejor bádminton», subrayó la volantista andaluza, convencida de que del Europeo de Huelva «sale una nueva Carolina». Capaz de gestionar siempre las emociones y aprovechar el empuje de la afición como ayuda hacia el éxito, no como presión añadida, la onubense quiso agradecer «toda la fuerza y energía» que se le trasladó en todos los partidos desde las gradas, donde de miércoles a domingo 4.000 espectadores llenaron el Palacio de los Deportes Carolina Marín de Huelva para celebrar el tetracampeonato de su mejor embajadora.

 

Fotos

Vídeos