«Pensaba que me iban a llamar a mí, han puesto a un chaval como Garitano», dice Clemente

El Diario Vasco
EL DIARIO VASCO SAN SEBASTIÁN.

Javier Clemente confesó ayer que esperaba la llamada del club para ponerse al frente del primer equipo del Athletic. «Estaba convencido de que me iban a llamar a mí porque la última vez que estuve salió bien», señaló. «Han decidido poner a un chaval como Gaizka Garitano, que no tiene experiencia en estas situaciones, pero le deseo lo mejor. Ha estado en el filial y espero que tenga un conocimiento claro de la primera plantilla».

El extécnico de la Real calificó la situación del Athletic de «delicada», aunque quiere ver la botella medio llena. «Siempre hay que ser optimistas. Queda tiempo, pero el tiempo en el fútbol hay que aprovecharlo cuanto antes. La numeración en puntos es para estar un poco preocupado».

Ve lógica la destitución de Berizzo: «Es triste, pero el equipo no está respondiendo. Hay que entender las características del club, es una plaza especial para trabajar. Quien no domina la plaza de Bilbao, es muy posible que se estrelle. En cualquier caso, Berizzo es buen entrenador».

A su juicio, en declaraciones a Radio Marca, el problema del Athletic «viene de la organización, de hacer equipo y de trabajar en equipo. No es un problema de que tengamos mejores o peores jugadores. Lo que no estamos teniendo ahora es estabilidad en el juego. Hemos tenido un tiempo con cuatro o cinco jugadores muy buenos, para ser campeones otra vez, pero nos hemos alejado porque no hemos mantenido ese equipo ni hemos sabido hacer las sustituciones. No se está haciendo futuro para competir».

Todavía espera tener un sitio en el Athletic. «A mí me gustaría volver, aunque fuera para entrenar a los niños, pero no depende de mí. Hace años, pedí volver y me dijeron que no, y a los cuatro meses vinieron a buscarme».

 

Fotos

Vídeos