El nuevo centro de Toki Alai abrirá sus puertas el próximo curso

El colegio ofertará un total de 69 plazas dirigidas a niños de 2 años. El alcalde, José Antonio Santano, y el delegado territorial de Educación del Gobierno Vasco, Julen Bengoetxea, visitaron ayer las futuras instalaciones

JOANA OCHOTECOIRUN.
El nuevo centro de Toki Alai abrirá sus puertas el próximo curso

El próximo curso 2013/14 se inaugurará en Irun con un nuevo centro escolar: la construcción de las instalaciones adscritas al CEIP Toki Alai y dirigidas a los niños de 2 años está a punto de finalizar. El alcalde, José Antonio Santano; y el delegado territorial de Educación del Gobierno Vasco, Julen Bengoetxea; el delegado del área municipal de Educación, Fernando San Martín; y la directora de Toki-Alaia, Inmaculada Gil, visitaron ayer el centro. Éste está ubicado en la calle José Antonio Loidi Bizkarrondo, en el barrio Palmera-Montero.

El centro escolar ofertará 69 plazas distribuidas en cuatro aulas. Sus instalaciones incluyen, además, un comedor, una sala de profesores, una sala de psicomotricidad y el patio. «Estamos cerrando un tiempo prodigioso en lo que se refiere a inversiones en materia de educación, que estaban pendientes en Irun», aseguró José Antonio Santano.

El primer edil recordó la construcción del colegio de Eguzkitza, por parte del Gobierno Vasco, «y está adjudicada y en marcha la obra de Elatzeta, también de Infantil. Con esas tres obras, lo único que quedaría pendiente en materia de inversión educativa serían varias aulas en Puiana», adscritas al CEIP Txingudi. Cuando estas últimas sean una realidad, «Irun contaría ya, en todos sus centros públicos, con una oferta educativa destinada a los niños de esta franja de edad».

Julen Bengoetxea señaló que «existía un déficit de equipamientos para niños de 2 a 3 años» en la ciudad, «que los padres solicitaban». Los que se pretende con la construcción de los nuevos centros es dar respuesta a esta demanda. «Invertir en educación es una apuesta importantísima», aseguró José Antonio Santano. Por su parte, Inmaculada Gil recordó que la puesta en marcha de este centro era también «una antigua reivindicación de Toki Alai». La directora explicó «tenemos una demanda muy importante. En solo tres días, ya llevamos más de una treintena de solicitudes».