M-etxea insiste en «hacer ver el patrimonio industrial eibarrés»

Unas jornadas sobre arquitectura destacan «las tremendas posibilidades de infraestructuras en desuso»

FÉLIX MORQUECHOEIBAR.
Conclusiones. Portalea acogió las últimas sesiones de trabajo en las que se repasó lo tratado. ::                             M-ETXEA/
Conclusiones. Portalea acogió las últimas sesiones de trabajo en las que se repasó lo tratado. :: M-ETXEA

Una leyenda urbana dice que Eibar figura en algún libro de urbanismo como ejemplo de la forma en la que no debe desarrollarse una ciudad. La necesidad de más y más viviendas que acogiesen a los trabajadores de unas industrias que se encontraban dentro de la trama urbano llevaron a soluciones de todo tipo. La herencia de aquello es el Eibar de comienzos del siglo XXI, una población con peculiaridades, pero que supone un ejemplo extensible a otras muchos otros municipios del entorno.

Los arquitectos no han sido ajenos a esta situación y el caso eibarrés ha salido en varias ocasiones a la palestra en distintos foros. El colectivo M-etxea está formado principalmente por profesores y alumnos de la escuela de arquitectura de Donostia, y durante la pasada semana celebraron un taller dirigido a investigar la reconversión de los edificios industriales en la ciudad. Fue la primera actividad pública de un proyecto llamado Berreibar, que aspira a tener continuidad durante el año que viene.

Los talleres celebrados en la Escuela de Ingeniería de Eibar y la casa de cultura Portalea sirvieron para poner en contacto a los alumnos de arquitectura con miembros de distintos ámbitos sociales, así como representantes municipales de Eibar. «Consideramos muy positivo el trabajo conjunto de alumnos de arquitectura, administración y ciudadanos, pues ha hecho posible combinar la visión más fresca de los estudiantes, con la vivencial de los ciudadanos y la más pragmática de la administración» señalan los organizadores. La actividad incluyó una visita en la que los asistentes pudieron comentar in situ las construcciones desarrolladas en barrios como Urki, Txonta o Matsaria entre otros.

El proyecto se inició hace varios meses con el objetivo de investigar la reconversión de los edificios industriales en desuso. El trabajo desarrollado durante la semana pasada consistió en charlas, mesas de trabajo y debate. El objetivo fue realizar un análisis social y urbanístico de la ciudad y definir unas primeras pautas de actuación en cuanto a la regeneración del patrimonio industrial. M-etxea hace «una valoración muy positiva del trabajo realizado, creyendo que se han cumplido las expectativas de los talleres: las jornadas han sido enriquecedoras tanto para alumnos de la escuela de arquitectura, como para los ciudadanos de Eibar».

Dentro de los aspectos tratados, el colectivo de arquitectura señala que «las claves del proyecto son hacer ver el valor del patrimonio industrial Eibarrés, el problema de los tremendos vacíos urbanos, y la crisis de la actual forma de hacer ciudad». Por encima de estos problemas, los participantes en los talleres celebrados en Eibar destacaron «las tremendas posibilidades que tienen estas infraestructuras vacías en desuso. Las charlas que se impartieron el jueves en Portalea sirvieron para que numerosos ciudadanos visualizaran el problema, y el tremendo potencial del patrimonio industrial que Eibar tiene en desuso para albergar nuevas funciones».

Conferencias abiertas

Además de los talleres de trabajo, estas jornadas contaron con unas charlas abiertas a la ciudadanía con la participación de varios profesores de economía y arquitectura, que desgranaron el origen de por qué Eibar presenta unas características particulares. Eze Collantes hizo hincapié en el valor patrimonial de muchos edificios industriales actualmente en desuso, mientras que Ibon Salaberria apostó por dejar de lado la generación de zonas de exclusión urbanas como polos tecnológicos, ciudades de la justicia o campus universitarios, proponiendo una mayor mezcla de usos en la ciudad. En esa línea, las integrantes de M-etxea Nagore Goñi y María Elorriaga presentaron varios ejemplos de edificios industriales reconvertidos como muestra de la oportunidad que suponen estas infraestructuras. El proyecto cuenta con un blog de referencia (berreibar.blogspot.com.es) y se anima a la participación ciudadana de cara a futuras actividades.

Fotos

Vídeos