«Tras tanto criticar, ahora es el PSE el que hace recortes»

-¿Qué le parecen los recortes que planea el Gobierno Vasco?

-Son medidas del Gobierno Vasco, del PSE, no del PP. Yo entiendo que tengan que ajustarse algunos gastos porque la situación ha cambiado y la Administración no puede gastar tanto. Pero con todas las críticas que he oído en la campaña del PSE hacia los recortes del PP, me hace gracia que los hagan nada más pasar las elecciones. Ahí se ve quiénes solemos decir la verdad y quiénes no.

-¿El nuevo Gobierno del PP deberá tomar medidas similares?

-Sí, pero Rajoy garantizó en campaña que no va a tocar las pensiones, la sanidad y la educación pública, aunque en lo demás tiene que haber austeridad. El Gobierno recortará en gastos superfluos todo lo que se pueda.

-¿Ahí incluye parte del sueldo de los funcionarios?

-El PP no ha prometido nada en ese terreno, pero eso no podremos decirlo hasta que el nuevo Gobierno conozca la situación exacta de las cuentas. Por el momento, lo único que puede hacer Rajoy es lo que está haciendo: hablar con Merkel, hablar con Sarkozy, enviar un mensaje de tranquilidad a los mercados. Pero que nadie le pida milagros porque no es que no lleve cien días en el Gobierno, es que lleva cero. De hecho, lleva -20, porque aún no ha tomado posesión.

-¿Algún miembro del PP vasco podría tener un cargo relevante en el próximo Gobierno?

-Le he pedido a Rajoy que tenga en cuenta al PP vasco y estoy convencido de que lo hará. La buena comunicación con Rajoy se mantendrá cuando sea presidente.

-¿Los resultados del PP vasco en las últimas elecciones han sido decepcionantes?

-Sin duda queríamos más, aunque los resultados del PP en Euskadi han sido homogéneos a los del resto de España, donde se ha producido una debacle del PSOE, pero el PP tampoco ha crecido mucho en votos.

-¿Este estancamiento puede generar dudas sobre la estrategia actual del PP vasco?

-En absoluto. Si no nos llegamos a renovar para un escenario en el que la gente ya no teme la amenaza de ETA, ahora estaríamos casi desaparecidos. Aunque esperábamos más, sin adaptarnos a los nuevos tiempos jamás hubiéramos crecido en 70.000 votos desde las municipales. Lo que hemos hecho nos ha supuesto estar, ahora hay que ir a más. Hace falta que ese cambio llegue ahora a la sociedad vasca.