Pocos cambios sobre el borrador

El presupuesto salió del pleno con la misma valoración en euros con la que entró el borrador. Sólo el PP presentó enmiendas parciales y sólo tres de ellas se incorporaron. Una entró transaccionada a la mitad (15.000 euros restados de otras partidas) para que Bidasoa activa estudie las posibilidades económicas del sector primario local. Las otras dos, aceras en las calles Rataplán (Lapice) y Julián Gayarre (Anaka), fueron retiradas con el compromiso del Gobierno de, en el primer caso, aportar una solución provisional desde la campaña de asfaltado, y, en el segundo, buscar una fórmula que evite la expropiación y mejore la seguridad. Lo de incluir enmiendas en partidas ya existentes se empleó también para incorporar hasta 35 propuestas de las AAVV, desde pavimentar diferentes calles, hasta estudiar una solución para la calle Uranzu, pasando por habilitar aparcamiento en el anillo de la plaza Wollmer. Esto no pasó por el Pleno, pero sí los 15.000 euros para limitar mediante pivotes eléctricos los accesos a la plaza Anzaran y el parque El Pinar, así como los 10.000 para arreglar una portería del campo de fútbol de la plazoleta de Behobia. En total, 25.000 euros detraídos, sin explicación ofrecida ni requerida, del gasto previsto en la conversión del campo de fútbol de San José Obrero a hierba artificial.