La Autoridad Portuaria anuncia la subasta pública del buque 'Dada Star'

El barco, valorado en 136.500 euros, fue abandonado hace un año en el Puerto de Pasaia con nueve tripulantes

ELENA VIÑASOARSOALDEA.
El 'Dada Star', atracado en uno de los muelles de Pasaia. ::
                             DE LA HERA/
El 'Dada Star', atracado en uno de los muelles de Pasaia. :: DE LA HERA

La noticia se ha hecho pública en los últimos días a través del Boletín Oficial del Estado y el Boletín Oficial de Gipuzkoa. La Autoridad Portuaria de Pasaia ha anunciado su resolución de sacar a subasta pública el buque 'Dada Star', abandonado en noviembre de 2009 en el Puerto.

El barco se ha valorado en 136.500 euros, IVA excluido, de acuerdo con la tasación practicada el pasado mes de mayo, mientras que la fianza provisional queda fijada en 34.125 euros, cifra equivalente al 25% de la cantidad que sirve de tipo para la subasta. El 'Dada Star' es una embarcación de bandera camboyana construida en el año 1975, que cuenta con 87 metros de eslora -77 metros de eslora perpendiculares- y 13 metros de manga, así como con un tonelaje de 2161 GT.

En cuanto a las bases de la subasta, hay que señalar que «los interesados en el examen previo del buque objeto de la presente subasta deberán ponerse en contacto con el Servicio de Explotación de la Autoridad Portuaria de Pasaia» y que «dicho examen se podrá realizar hasta el día anterior al de finalización del plazo de presentación de ofertas».

Las proposiciones deberán entregarse en mano, en los términos establecidos en el mencionado pliego de condiciones, en el Registro General de la Autoridad Portuaria de Pasaia, hasta las 12.00 horas, del 15 de noviembre. «La apertura de las proposiciones económicas se realizará por la Mesa de Contratación de la Autoridad Portuaria de Pasaia en acto público y su fecha de celebración se comunicará por escrito a las personas que hayan presentado sus proposiciones», añaden desde el Puerto.

Su historia

Consignado por la Agencia Marítima Algeposa, el 'Dada Star' llegó a Pasaia el 31 de octubre de 2009 con una mercancía de chatarra. Diez días más tarde, Algeposa presentó en la Autoridad Portuaria un escrito renunciando a su consignación. Se iniciaba así un proceso que concluía con la declaración de abandono del buque, en el que viajaba una tripulación formada por nueve marineros rusos y ucranianos.

El armador les comunicó por fax que no se hacía cargo de ellos y tras dos meses de auténticas penurias, éstos podían regresar, finalmente, a sus casas. Desde entonces, el barco ha permanecido a la espera en uno de los muelles pasaitarras.