Trabajadores de Tolosaldea Bus anuncian nueva huelga indefinida

Los trabajadores de Tolosaldea Bus en rueda de prensa. / IÑIGO ROYO
Los trabajadores de Tolosaldea Bus en rueda de prensa. / IÑIGO ROYO

Comenzarán el día 29, y el motivo que les lleva a movilizarse ha sido «el despido del delegado de Personal de ELA por parte de la empresa»

E.A. TOLOSA.

Trabajadores de Tolosaldea Bus, «empresa compuesta por cuatro empresas, Autocares Aizpurua, Autobuses Garayar, Ekialde Bus y Auif Bus», anuncian una nueva convocatoria de huelga indefinida en el servicio de línea a partir del 29 de abril con motivo de la «decisión por parte de la empresa del despido al delegado de Personal de ELA, que representó a la plantilla en las negociaciones», informan en una nueva rueda de prensa realizada esta semana.

«El año 2018 fue duro, la plantilla peleó por un convenio de empresa teniendo que realizar una huelga de casi 10 meses de duración y que finalizó el 14 de noviembre de 2018 con un muy buen acuerdo», dicen, a lo que añaden que la «sorpresa llegó cuando el 29 de marzo de este año la empresa despidió con efectos inmediatos a nuestro compañero y delegado de Personal de ELA. Las causas que la empresa alega son supuestas irregularidades cometidas por el representante en el desempeño de su trabajo», añaden. Los trabajadores de Tolosaldea Bus afirman que los hechos alegados «son falsos», no se prueban , y se impugnarán por vía judicial «reclamando la máxima responsabilidad a la empresa por este nuevo ataque», puntualizan.

Según alegan los trabajadores, «este despido es una venganza por parte de las direcciones de estas empresas. Su arrogancia ha dado un paso más con este nuevo ataque. Los trabajadores ganaron el conflicto y las empresas involucradas ven amenazado su status quo. Quieren una plantilla dócil, que no reclame sus derechos y que se conforme con las migajas que las empresas y administraciones estén dispuestos a darle», exponen. Estos, asimismo, advierten de que «los trabajadores ya demostraron que no iban a encajar en ese molde, y la empresa lanza un mensaje de advertencia de que luchar tiene consecuencias».

Por todo ello, los trabajadores de Tolosaldea Bus sindicados en ELA piden «la readmisión de este trabajador, y el boicot más absoluto hacia estas empresas, dirigidas especialmente a ofrecer el servicio discrecional de autobuses. Tras diez meses de huelga indefinida la arrogancia de estas direcciones nos parecen denunciable. No aceptaremos ningún despido ni ninguna acción que venga de la venganza», concluyen.