Haragi: brasas, fuego, sabor y carne

Fue todo un aliciente asistir ayer en directo a técnicas diferentes de asado, como la que trajo el uruguayo Diego Pérez Sosa. / FOTOS IÑIGO ROYO
Fue todo un aliciente asistir ayer en directo a técnicas diferentes de asado, como la que trajo el uruguayo Diego Pérez Sosa. / FOTOS IÑIGO ROYO

La plaza Euskal Herria es este fin de semana un reclamo para ver los mejores asados | Las Jornadas 'Haragi', que concluyen hoy, cuentan con un vídeo promocional con la historia y trayectoria de nuestros asadores

El Diario Vasco
EL DIARIO VASCO TOLOSA.

La plaza Euskal Herria es, este fin de semana, el epicentro del mejor asado, la capital mundial de la brasa. Todo un espectáculo que llega de la II edición de las Jornadas Haragi. Hay y habrá asados en directo y degustaciones de pintxos de cordero, vaca o lechón, de la mano del uruguayo Diego Pérez Sosa, el turco Yilmaz Öztürk, las chilenas Carolina Carriel e Isidora Díaz, y los vascos Txomin Parrilla, Joxe Mari Barriola y Josean Goya. Y todo ello, amenizado con la música de Blue Mood, Lemon Twist y Maider Zabalegi. La ayuda de los tolosarras de las sociedades Txinparta y Casino está resultando también fundamental para que todo salga rodado.

Ayer, sábado, se vivió un gran ambiente. 'Volaban' las raciones a tres euros en una plaza Euskal Herria bien transformada para la ocasión. La carne tiene reclamo, como evidenciaron las colas que se formaban para degustar los diferentes platos. Y quienes se acerquen hoy a la plaza podrán ver en acción a las chilenas Carolina Carriel e Isidora Díaz, que prepararán corderos al palo con aliño, mientras que Txomin Parrilla elaborará una costilla ahumada con crema de piquillo. En el Tinglado se servirá el menú tradicional de los asadores de Tolosa (Burruntzi, Casa Julián, Casa Nicolás y Botarri), a cincuenta euros.

La historia de estos asadores se recoge en el vídeo promocional de las Jornadas Haragi. El vídeo se ha producido en 4 idiomas: euskera, castellano, francés e inglés, y su difusión se ha acompañado de una campaña de promoción en redes sociales. «Queríamos narrar la historia de una forma atractiva y original, contando que así su difusión se ampliaría de forma natural. Se ha querido transmitir lo que une a los asadores, pero a su vez, queríamos enseñar el destino Tolosa y Tolosaldea», explican los creadores de la película. Unos asadores que miran al futuro sin perder nunca de vista su legado y su tradición.