EH Bildu insta al gobierno «a responder temas estructurales que siguen sobre la mesa»

Kristina Pelaez y Lore Agirre, en su comparecencia de ayer. /  ROYO
Kristina Pelaez y Lore Agirre, en su comparecencia de ayer. / ROYO

J.G. TOLOSA.

EH Bildu instó ayer el equipo de gobierno a «hacer frente a proyectos estructurales que llevan tiempo sobre la mesa y que afectan a la calidad de vida de la ciudadanía». En una comparecencia pública, la portavoces de la coalición, Lore Agirre y Kristina Pelaez, dijeron que «arreglar calles y aceras, poner bancos, mejorar el asfalto... son quehaceres propios del Ayuntamiento, pero también hay que acometer planes estratégicos a los que el gobierno no está respondiendo». Para EH Bildu, quedan ocho meses para empezar a arrancar con estos planes, que dividió en cuatro ejes: lograr un servicio sanitario público de calidad, publificar el transporte urbano y comarcal, poner en marcha el plan de utilización de los edificios públicos, desbloquer el plan general de San San Esteban e impulsar la rehabilitación de los barrios» teniendo en cuenta los criterios consensuados en 2013 con sus vecinos.

En referencia a la sanidad, EH Bildu dijo que «no se han hecho inversiones en los últimos treinta años». Defendió el objetivo de crear un hospital público de gestión pública «al mismo nivel que el resto de las comarcas», y estructurar una planificación para llegar a este objetivo, recordando que la coalición ya presentó su propuesta.

En cuanto al transporte de autobús urbano y comarcal, el objetivo debe ser «que el Ayuntamiento asuma la gestión directa del servicio, sin subcontrataciones».

Sobre el plan de utilización de los edificios públicos, Pelaez y Agirre recordaron que se trata de un proyecto que exigirá de una fuerte inversión y de una compleja gestión, y por eso opinaron que es el «momento de adoptar decisiones» y «unificar un plan de gestión».

San Esteban fue otro de los temas. Para EH Bildu, el equipo de gobierno no está respondiendo a lo prometido, «tiene olvidado desarrollar el plan general, lo ha guardado en un cajón, mientras el barrio sigue desatendido y no se han cumplido los requerimientos de que llegaríamos a un consenso entre todos los partidos y el vecindario».

Por último, EH Bildu puso sobre la mesa las quejas de los grupos tolosarras a la hora de cobrar subvenciones. «Hay que buscar mecanismos más efectivos y lograr que las ayudas lleguen a tiempo».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos