Casi 64.000 euros para terminar de reformar la calle Bachiller Zaldivia

Aspecto que presentan las obras en la calle Bachiller Zaldivia. / IÑIGO ROYO
Aspecto que presentan las obras en la calle Bachiller Zaldivia. / IÑIGO ROYO

Junto a las obras de la parte trasera de Arbol de Gernika, culminará así la rehabilitación de una importante zona del centro

JUANMA GOÑI TOLOSA.

La reforma de la calle Bachiller Zaldivia, recién iniciada, y la transformación de la cercana zona del ambulatorio y Juzgado -prevista para fin de otoño-, culminarán la significativa rehabilitación en un amplio e importante entorno situado en el centro de la villa.

Las obras en Bachiller Zaldivia obligan al corte de circulación hasta el martes, 18 de septiembre. El desvío del tráfico de vehículos se realiza a través del puente viejo de la vía del tren hacia el barrio San Esteban, dando a este tramo de vía doble sentido de marcha.

Los contenedores de basura de la calle han sido trasladados a la esquina de la plaza Geltoki.

Lo que se está haciendo en Bachiller Zaldivia es dar continuidad, de modo integral, a las obras ya comenzadas en la primera mitad de la calle, pero antes se concluirá la red de pluviales. A continuación, se eliminarán el asfalto y las aceras, y se reconstruirán con la misma posición en planta. La inversión asciende a 63.622,07 euros, y se prevé que las obras tengan una duración de cinco semanas.

En cuanto a la cercana zona trasera de 'Gernikako Arbola', a la que se accede desde la propia Bachiller Zaldivia, nos hallamos ante un espacio rodeado de edificios públicos, como el ambulatorio o el Juzgado, pero su estado actual requiere de una reforma urgente para que el peatón adquiera un mayor protagonismo. El Ayuntamiento quiere rehabilitarlo totalmente este mismo año, e invertirá medio millón de euros.

La reforma prevista reordena las plazas de aparcamiento y las limita a dieciséis. Se instalará la cota 0 como en la avenida de Navarra o en Zumakarregi, y también se cambiará el sentido de circulación actual.

La reforma persigue dar más protagonismo al peatón. Se modificará el ancho de la calle, dejando la acera y la calzada al mismo nivel. Y se dará prioridad al espacio peatonal, pavimentando la calle que unirá el paseo de San Francisco con la parte trasera del Palacio de Justicia con baldosa de Tolosa, otorgándole mayor anchura.

Para mejorar la zona, se modificarán y asegurarán las rampas peatonales de la parte norte (ambulatorio) y de la parte sur (restaurante). Se dotará la zona de plantas y árboles y, en general, se dispondrán zonas con bancos de madera. Junto al ambulatorio se habilitará una zona especial para proteger el árbol que se encuentra en medio del lugar. Las líneas aéreas se soterrarán.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos