Vuelve la Feria de la cerveza artesana

La donostiarra Gross se llevó el año pasado la txapela a la mejor cerveza de la feria. / MARIN
La donostiarra Gross se llevó el año pasado la txapela a la mejor cerveza de la feria. / MARIN

La Plaza acogerá desde el sábado a quince productores de Euskal Herria, entre ellas a Basabe de Legorreta

El Diario Vasco
EL DIARIO VASCO

Todo dispuesto por parte de la peña realista Emaneurre para celebrar este sábado, en la Plaza, la cuarta edición de la Feria de la cerveza artesana de Euskal Herria. Y es que han pasado ya cuatro años desde aquel el 9 de mayo del 2015, fecha en la que el inquieto grupo de seguidores realistas llevó a cabo la primera edición de la que anunciaba como Feria de la cerveza artesana. Una iniciativa con la que la peña concurrió en el programa 'Udaberrian martxan' de aquel ejercicio. Encuentro con la cerveza de autor en el que participaron 14 elaboradores, no industriales, de Euskal Herria, que atendieron en la Plaza (cañero y botellín), su correspondiente stand.

Una propuesta, que valga recordar, no surgía de la nada sino que hundía sus raíces en la agenda de la Semana Cultural que tanto en el 2012 como al año siguiente organizó Emaneurre, programa que incluyó una cata degustación de cerveza.

En cualquier caso, una propuesta novedosa, que en estos pocos años no solo ha captado una cada vez más numerosa y amplia respuesta del público, sino que la edición del año pasado resultó multitudinaria. Pues bien, este sábado llega la cuarta convocatoria, encuentro ante los zumos de cebada, artesanos, feria que tendrá lugar en ese recinto tan céntrico que representa la Plaza y que abrirá sus puertas, en esta ocasión, por la mañana de 12.00 a 14.30 horas y por la tarde de 17.30 a 00.00 horas.

Recinto ferial que va a acoger a 15 emblemas cerveceros: Mala gissona (Oiartzun), Baobeer (Elgeta), Basque oak (Gernika), Brew and roll (Barañain), Sesma (Sesma), Pagoa (Oiartzun), Garagart (Gasteiz), Kondaira (Mendabia), Gora craft brew (Donostia), La txika de la cerveza (Bilbo), Bor Bor (Deba), Bidassoa (Irun), Morlako (Iruña), Basabe (Legorreta) y Falken (Gasteiz).

Precisamente ésta va a ser la primera ocasión en la que la feria dé la bienvenida a una cerveza elaborada en el Goierri, concretamente, Basabe, de Legorreta, un empeño cooperativista de cerca de 40 socios que se va haciendo un hueco en el mercado local. «Una cerveza fácil, apuntan los entendidos, que invita a repetir, que no cansa, y que seguro que funcionará estupendamente entre consumidores no iniciados en el mundo de la cerveza artesana».

La mecánica de degustación vuelve a ser la misma. Quienes acudan al recinto ferial de la Plaza, deberán adquirir, al precio de 1,5 euros, el vaso cervecero, al que acompañará un vale (número) con el que participar en el correspondiente sorteo. A partir de ahí visita a los stands en los que el precio del zurito será de 1,5 euros y el de la caña 2,5. Por supuesto existirá la opción de recurrir al botellín.

Y de la misma manera, como ya ha ocurrido en las tres ediciones anteriores, un jurado elegirá la mejor cerveza de la feria. Nominación que en las dos primeras ocasiones recayó en Falken y el año pasado en la donostiarra, Gross.

A modo de acompañamiento y maridaje, la reunión contará con cerdo asado al burruntzi, tarea que correrá a cargo del chef del ostatu de Mutiloa, Iñaki Otegi, convertido en un experto en la materia. No faltarán tacos vegetales, croquetas de pollo ni pastel de cerveza negra.

Y por lo que a la actuación musical se refiere, este año subirá al escenario el grupo de rock ordiziarra, Nazarenos del Norte.