El primer equipo de baloncesto debuta en la liga en casa ante el Take tolosarra

El Diario Vasco
EL DIARIO VASCOORDIZIA.

Se acabó lo que se daba para el primer equipo de baloncesto. El Ordizia Basoa Banaketak da comienzo hoy, a las 18.00 en Majori, al campeonato de liga, arranque en el que recibe al Redline Mekanika Take tolosarra.

La escuadra urdiña militará, esta temporada, en la primera división autonómica, en la que concurren 12 equipos. El conjunto que dirige Juanan Sarasola ha tenido muy mala suerte en esta pretemporada en la que se ha visto, seriamente, mermado por las lesiones que han afectado a Aritz Urbieta, Ioritz Sarasola y Ander Furundarena, este último con una lesión de larga duración. Tres jugadores que causarán baja, en esta primera convocatoria.

Por lo demás la afición tiene ganas de reencontrarse con su equipo que tantas tardes de gloria ha firmado en las históricas páginas de nuestro club.

El sénior masculino, que milita en primera provincial, noveno clasificado con una victoria de tres encuentros disputados, invierte los papeles ya que se desplaza a Tolosa, donde a las 15.30, en Usabal, se mide ante el Take Orbela Taberna, que cuenta sus actuaciones por victorias.

Interesante test para el cadete masculino de rendimiento, tercero con tres victorias de tres encuentros disputados, que está citado a las 16.00 en el donostiarra polideportivo Paco Yoldi, donde le aguarda el Easo Raviolina, cuarto, con una victoria menos que los urdiñas. Oportunidad de abrir brecha.

El cadete femenino de la Liga Vasca, cuarto en la tabla, con una victoria y una derrota, caía, la semana pasada en su visita al Tabirako. Hoy, a las 12.30, en Majori, atiende la visita del Iraurgi, que ha perdido los dos encuentros ligueros celebrados, el primero por amplio margen ante el Gernika; 67-38, la semana pasada 48-54 contra el Easo. Ocasión para las urdiñas de volver a la senda del triunfo.

Balonmano

Seis partidos componen la cartelera de este fin de semana, y los seis se jugarán hoy sábado. El Ordizia Siglo XX se desplaza a Usurbil para dar comienzo a la temporada, el partido se jugará a las 18.30. Encuentro complicado, como todos los del inicio de temporada, y más en este caso, cuando el equipo usurbildarra es nuevo en la categoría y además cuenta con mucho jugadores que proceden del equipo juvenil, pero tiene varios que han jugado en Primera Nacional y que la temporada pasada fueron pieza importante para que el Urnieta subiese a la Liga Vasca.

Vista la posible configuración del equipo al que nos vamos a enfrentar, lo que tenemos que tener presente es que no se puede perder la concentración, pensando que es un equipo nuevo y va a sufrir en la categoría.

La intensidad de juego mantenida durante todo el partido va a ser fundamental si queremos sacar el envite adelante. Además tal y como ha quedado claro a lo largo de la pretemporada el excelente trabajo defensivo ha de mantenerse y será una de las claves para que el equipo pelee en todos los encuentros para conseguir la victoria.

El equipo juvenil recibe en Majori, a las 10.30 al Saieko donostiarra. Esperemos que el joven conjunto urdiña mantenga su excelente nivel de juego, sobre todo en la faceta defensiva y consiga una nueva victoria que le siga manteniendo en la zona más alta de la tabla.

El juvenil femenino le espera a las 15.30 al Eibar, partido complicado para las jugadoras del txoko que reciben al líder invicto de la categoría, pero manteniendo el nivel de juego mostrado el pasado fin de semana se puede conseguir la primera victoria de la temporada.

En categoría cadete juegan los tres equipos. El Ordizia Irurena, femenino de segundo año, recibe en Legorreta a las 12.30 al Tolosa, en un partido en el que el equipo del txoko puede llevarse la victoria. El Ordizia Oiangu, femenino de primer año, se desplaza a Eibar donde a las 16.00 se estrena en la competición, partido de pronóstico abierto en el que esperemos que el conjunto urdiña demuestre su gran nivel de juego exhibido a lo largo de la pretemporada.

El cadete masculino se desplaza a Zarautz, donde juega a las 17.45 frente al titular de la villa costera, partido en el que se puede conseguir algo positivo si el equipo recupera la concentración e intensidad en la cancha, mostrada antes del inicio de la competición liguera.