EH Bildu sale al paso del proyecto de regeneración urbana de Buztuntza

Los miembros de EH Bildu, Izaro Intsausti, Adur Ezenarro, Belén Maiza e Igor Eguren en Buztuntza. / MARIN
Los miembros de EH Bildu, Izaro Intsausti, Adur Ezenarro, Belén Maiza e Igor Eguren en Buztuntza. / MARIN

La coalición reclama la autoría de la propuesta y critica al equipo de gobierno que esté sin aprobar el presupuesto

El Diario Vasco
EL DIARIO VASCO

La presentación por parte del máximo edil municipal del concurso público de la redacción del proyecto de urbanización del barrio de Buztuntza, le llevaba a EH Bildu a comparecer, públicamente, para reclamar la autoría de la propuesta, rueda de prensa en la que calificaba de 'inadmisible' la actuación del alcalde, más aún el hecho de que se atreviera a decir que la decisión «era fruto de una reflexión profunda, cuando en la Junta de Gobierno local, o en ningún otro grupo de trabajo haya mencionado el tema. Por supuesto, eso tendría como consecuencia admitir la verdad, es decir, que la reflexión la realizamos nosotras, y que sin la enmienda que presentamos a los presupuestos del alcalde el proyecto de urbanización y el proceso participativo para renovar Buztuntza no se podrían llevar a cabo», afirmaron.

En opinión de la coalición, al fin y al cabo, el quid de la cuestión son los presupuestos, y «el ejemplo de Buztuntza deja claro que actuamos con responsabilidad, proponiendo constantemente propuestas que son buenas para Ordizia. Pero ése ha sido el desarrollo de esta legislatura, que Santamaría entorpece las propuestas, o las roba directamente a su interés y conveniencia personal o partidista. Con los presupuestos hemos intentado todas las fórmulas posibles; el 2016 los aprobamos por unanimidad, el 2017 se tuvieron que prorrogar porque incumplieron la palabra dada el año anterior, el 2018 corregimos mediante enmiendas parciales el presupuesto del equipo de gobierno, «y aún así, el desarrollo de los presupuestos es de llorar», añadieron.

«Aquellas cuestiones que pactamos en 2016, aunque se incluyesen en la prórroga de 2017, o en las enmiendas de 2018, ni se han tocado, no se ha gastado ni un euro. Así como en trabajos de mejora de la accesibilidad, para la rehabilitación del caserío de Oiangu, para la compra de nuevos locales para cultura, para realizar el proyecto de cubrimiento de Garagartza, etc. Es una obviedad que el alcalde Santamaría no es de fiar, que no cumple con la palabra dada, y utiliza los presupuestos a su conveniencia», apuntaron.

«Lo más grave de todo es que finalizado el mes de enero de 2019 estamos sin presupuestos, no hemos recibido ni un borrador de los mismos, y que por lo tanto estamos trabajando con los presupuestos prorrogados. En toda la legislatura, Santamaría y su equipo de gobierno no han sido capaces de empezar un año con los presupuestos aprobados, y la incapacidad es toda suya, porque no han sido capaces de poner una propuesta encima de la mesa. ¡Somos la excepción y la vergüenza del Goierri y de Gipuzkoa!».

Lazkao, enumeraban, los aprobó el 27 de noviembre, Beasain el 29, Legorreta y Zaldibia el 20 de diciembre, Urretxu y Zumarraga el 22. Todavía no sabemos ni tan siquiera cuál es la previsión del dinero previsto para inversiones en 2019.

«Al final, por encima de las fotos y los titulares, lo que realmente valen son los hechos. No estamos mirándonos al ombligo, ni trabajando a favor de nuestros intereses, sino que trabajamos a favor de Ordizia. Y vamos a seguir así, porque nuestras propuestas son buenas para Ordizia, como en Buztuntza, en Majori, en Altamira, en Barrena, y por eso mismo estaremos en el proceso participativo para renovar el barrio y haciendo propuestas constructivas» concluían.