Bienvenida oficial al queso Idiazabal

Aizpea Ohianeder, habitual como jurado en Ordizia, procederá hoy al corte del queso. / DV
Aizpea Ohianeder, habitual como jurado en Ordizia, procederá hoy al corte del queso. / DV

Tras el paso de los rebaños, el acto central de la jornada tendrá lugar en el salón de plenos

El Diario Vasco
EL DIARIO VASCO ORDIZIA.

No cabe duda de que, hoy, el producto estrella en el mundo del pastoreo es el queso. Un producto ancestral que, eso sí, ha asistido a una auténtica revolución desde finales de la pasada centuria, que le ha llevado al queso de Euskal Herria, el Idiazabal, de ser un artículo local a lograr el mayor reconocimiento internacional, todo ello sin perder su esencia ni personalidad, ya que al día de la fecha sigue siendo un queso, fruto de un sector tradicional que por sus características y por el modelo de producción al que responde resulta estacional y pausado, es decir, que su elaboración está centrada en unos meses del año, de diciembre a julio, fundamentalmente, y no se fuerza la producción.

Un salto en el que han influido diversos factores, empezando por un buen manejo del rebaño, la labor de diferentes entidades, por supuesto la denominación de origen, etc. Y un logro en el que ha tenido su cuota de participación la labor divulgativa, promocional y de difusión que han llevado a cabo instituciones, asociaciones, personas de relevancia o no, empeño que, sin perder de vista el concurso de Fiestas Vascas, en el caso que nos ocupa, el Artzain Eguna, que asiste a su 25 edición, ha jugado y juega un gran papel.

Una llamada de atención y presentación pública del esfuerzo del sector tradicional, promovida por el Ayuntamiento, en estrecha colaboración con la Asociación Guipuzcoana de oveja latxa ELE y Lurgintza, la Denominación de Origen Idiazabal y la Cofradía del Queso Idiazabal de Ordizia. Desde esta perspectiva la decisión de los promotores de la iniciativa de llevar a cabo la presentación y bienvenida oficial a cada nueva campaña del Idiazabal, mantiene y acapara, 25 ediciones después, el interés de los medios de comunicación.

Así las cosas, la encargada de llevar a cabo esta mañana en el salón de plenos del Ayuntamiento el corte del queso joven, a modo de bienvenida a la campaña 2019, va a ser Aizpea Ohianeder (Donostia, 1975). Profesional de los fogones que tras cursar los estudios en la Escuela Superior de Hostelería y Cocina de Donostia acredita una larguísima trayectoria por buen número de los mejores restaurantes de la península Ibérica, hasta que el 2 de enero del 2008, junto a Xabier Díez, abren en la capital guipuzcoana su propia casa de viandas, Xarma Jatetxea.

Ambos imparten habitualmente cursos en el Basque Culinary Center. Inquietos, siempre dispuestos a aprender, innovar y a dar a conocer sus conocimientos, han participado como ponentes en numerosos congresos; en concreto en varias ediciones del Congreso San Sebastián Gastronomika, y en este sentido, de manera reciente en el Forum Gastronómico A Coruña 2019.

Apuntar en esta trayectoria, que en diciembre de 2017 realizan unos cambios en su restaurante, pasando a denominarse Xarma Cook & Culture y trasladan su sede del barrio del Antiguo al de Gros, donde está ubicado en la actualidad.

Y en todo esta trajín, defensora del producto local, Ohianeder siempre ha sacado tiempo para prestar su apoyo y acudir a los diversos eventos gastronómicos organizados en Ordizia, tanto en septiembre como jurado en el Concurso de queso de oveja latxa elaborado por pastores, como en los campeonatos de morcilla de Gipuzkoa, y de txistorra de Euskal Herria, que tienen lugar en la localidad.

Y junto al emblemático y protocolario acto de bienvenida, los promotores del Artzain Eguna brindarán un sencillo homenaje de reconocimiento a la asociación Jakitea Elkartea por su labor de apoyo a todo lo que representa el pastoreo tradicional. La asociación Jakitea, se creó hace ahora 10 años, teniendo como máximo entusiasta a Xabier Zabaleta (Asador Aratz, Donostia) con el objetivo de apoyar y promocionar la cocina de siempre y los platos creados por nuestra culinaria tradicional y a los cocineros y cocineras que trabajan en este sentido.

Como base de trabajo en sus fogones, los productos de calidad, prioritariamente los de nuestros productores más cercanos, productos locales, fomentando así el espíritu que reclama la iniciativa 'Km 0'.