Compromiso personal a pie de calle

Nagusilan volverá a salir a la calle en busca de solidaridad./
Nagusilan volverá a salir a la calle en busca de solidaridad.

Nagusilan sale este miércoles a la calle en busca de voluntarios

No cabe duda de que, en este caso y ámbito, si no existiese Nagusilan; la asociación de personas que, voluntariamente, donan parte de su tiempo libre a los demás, habría que inventarla. Mientras algunos estamentos desdeñan el voluntariado otros son conscientes de que sin esa disposición altruista y solidaria sería imposible dar respuesta a tantas necesidades de respaldo, ayuda, y acompañamiento en el ámbito personal.

Hace ahora dos décadas surgía Nagusilan, agrupación de personas que venían a poner su granito de arena a la hora de hacer frente a una de las enfermedades de la modernidad; la soledad. Veinte años después, no es que la medicina haya encontrado el remedio a una enfermedad que se expande, es que ni siquiera ha registrado el menor avance.

Así las cosas, en Nagusilan lo tienen claro; hace falta más personal dispuesto a echar un cable. Y aunque la llamada va dirigida a todos los estamentos sociales, son conscientes de que su granero de clientes potenciales se encuentra entre los pensionistas y jubilados porque tienen algo por lo que casi todo el mundo suspira y nadie puede comprar: tiempo.

Primer paso importante, pero además, añaden, su currículo vital está lleno de experiencias, al igual que de necesidades. Sentirse útil es una de ellas, y no quedarse de brazos cruzados. Colectivo en el que busca personas retiradas del trabajo remunerado pero no de la vida, ni tampoco del compromiso social porque sin duda son las que se encuentran en mejor disposición para dar el paso.

Personas concienciadas de que la jubilación y la edad no son sinónimos de pasividad, ni tampoco condenas que limiten a hombres y mujeres a una vida insípida y sin alicientes.

En Gipuzkoa, apuntan son más de 1.000 las personas comprometidas con esta labor voluntaria que nos ocupa, de ellas 35 en nuestra localidad.

Los voluntarios de Nagusilan Ordizia dedican parte de su tiempo libre acompañando a personas mayores que viven solas en sus casas, se encuentran en la residencia, en el centro de día, o en el centro de discapacitados mentales (Garagune). Además, junto con otras asociaciones de voluntarios participan los jueves en el programa 'Goazen Ordizia' acompañando en ese paseo organizado, a más de 100 personas mayores. Para paliar la pobreza que sufren familias locales sin recursos, contribuyen a la recogida y distribución de alimentos (Banco de Alimentos) a estos colectivos en riesgo de exclusión social.

Para estos voluntarios el dinero, no cuenta. Tienen algo mucho más satisfactorio, que es la sonrisa de esa persona que se encontraba sola y que, gracias a su compañía, se siente más querida. Lo único que les mueve, son las ganas de ayudar: charlar un rato con la persona mayor, escucharle, leerle el periódico, salir a pasear, acompañarle o ayudarles a compartir sus pensamientos.

Pues bien como la tarea crece, Nagusilan recurre una vez más al boletín de enganche en busca de personas que voluntariamente quieran donar parte de su tiempo libre; paciencia y cariño. Un desempeño que en lo personal tiene su recompensa.

«'Anímate' vuelve a ser nuestro lema», apuntan. «Necesitamos más voluntarios para que nos acompañéis en esta digna tarea. De esta manera y con este empeño, este miércoles, aprovechando la mañana ferial, saldremos a la calle para informar e invitar a que te unas a nosotros. Te esperamos».