El Ayuntamiento amplía el horario del contenedor de orgánico y de rechazo

M. A. IBARRA.

El Ayuntamiento de Ibarra comunicaba ayer la ampliación de contenedores de materia orgánica y de rechazo, con el objetivo de «aumentar el porcentaje de reciclaje de residuos», así como «mantener las condiciones de sanidad y limpieza». A partir de mañana, los vecinos podrán depositar sus residuos orgánicos y de rechazo a la hora que deseen, pero lo tendrán que hacer una vez a la semana. Asimismo, el consistorio ha señalado que en el caso de las personas que hacen uso de pañales, podrán deshacerse de ellos a diario a través de la tarjeta debidamente activada.

Inciden, además, en que «el residuo orgánico debe ser envuelto en la bolsa de compostaje y atado con un nudo. Insisten también en que los objetos voluminosos como mobiliario, colchones o electrodomésticos se deben dejar al lado de los contenedores, y para ello, desde el Ayuntamiento recuerdan que el día de la recogida de estos residuos es el jueves por la mañana, por lo que recomiendan deshacerse de estos el día anterior, a partir de las 20.00 horas. En el caso de los residuos peligrosos, cuentan con una cabaña que se sitúa en el barrio San Ignacio, por lo que recuerdan hacer uso de esta, cuando se trata de objetos como aparatos eléctricos, baterías de coche, aceites, CD, DVD, VHS, termómetros de mercurio, disolbente, cartuchos de tinta, pinturas y brochas, radiografías, fluorescentes, pilas, etcétera.