Qué hay que hacer para seguir viendo la TDT el año que viene

Qué hay que hacer para seguir viendo la TDT el año que viene

La llegada del 5G obligará a reajustar las antenas antes del 30 de junio de 2020

SARA BORONDO

Antes del 30 de junio del año que viene hay que adaptar las instalaciones de todos los edificios que quieran seguir recibiendo la señal de Televisión Digital Terrestre (TDT), ya que para entonces cambiará la frecuencia desde la que emiten el 30% de los canales. La razón es que hay que desplazar esos canalas de la banda desde la que emiten actualmente, los 700MHz, para que puedan ocuparla las nuevas redes 5G.

Es lo que se conoce como liberación del segundo dividendo digital; ya que es la segunda vez que hay que mover los canales de TDT. El primer dividendo digital se produjo en 2015, cuando fue preciso mover los canales de TDT del 61 al 69 de UHF (situados en la banda de frecuencia de los 800MHz) para dejar sitio a las redes 4G.

En esta ocasión, como entonces, se trata de un proceso que afecta a toda la Unión Europea. En el Plan Nacional 5G se establecía que esta nueva tecnología «necesitará desplegarse en bandas que ya están armonizadas por debajo de 1 GHz, incluyendo en particular la banda de 700 MHz», siguiendo el proceso marcado por el Parlamento Europeo. Esto supone que el servicio de TDT ocupará ahora la banda de frecuencias de 470 a 694MHz.

El pasado mes de junio, siguiendo la hoja de ruta de la TDT que se aprobó en 2018, el Consejo de Ministros aprobó el Real Decreto 391/2019 que aprueba el Plan Técnico Nacional de la TDT y libera esa banda del espectro radioeléctrico. El real decreto justifica el cambio con la importancia que tendrá la tecnología 5G, que «está llamada a convertirse en un pilar de los procesos de transformación digital de la sociedad y la economía».

¿Qué hay que hacer para resintonizar la TDT?

Los cambios en las frecuencias requerirán llevar a cabo alguna intervención para seguir viendo todos los canales. En algunos casos simplemente habrá que resintonizar el televisor; en otros será preciso reorientar la antena y en otros habrá que instalar equipos adicionales.

En los edificios con comunidades de propietarios, el presidente de la misma puede contactar con una empresa especializada en antenas para que un técnico configure la del edificio, de forma que reciba las nuevas frecuencias. Si el equipo que hay instalado tiene amplificador de banda ancha, solo será necesario resintonizar los receptores de televisión buscando nuevamente los canales; si tiene centralita programable habrá que intervenir pero no instalar ningún equipamiento adicional; y si el equipo que hay instalado es antiguo y tiene un amplificador monocanal, se verá afectado por la liberación del segundo dividendo digital y habrá que instalar nuevos aparatos.

Para facilitar el proceso de adaptación a las comunidades de vecinos, el Consejo de Ministros aprobó (también el 21 de junio) el Real Decreto 392/2019, que concede 150 millones de euros en ayudas para la intervención de las comunidades de vecinos en los dos últimos casos indicados en el párrafo anterior. Cada comunidad recibirá entre 104,3€ y 677,95€ (la misma que subvencionó con el Primer Dividendo Digital en 2015 más el ajuste del IPC de estos años), dependiendo de los cambios que sea necesario realizar por las redes afectadas. En Bizkaia se establece una subvención máxima de 156,45€; y en Gipuzkoa y Álava se fija el máximo en 260,75€.

Estas ayudas serán para los edificios con comunidad de propietarios y que hagan los ajustes necesarios para poder ver los canales en sus nuevas frecuencias entre el 1 de junio de este año y el 30 de septiembre de 2020 y se podrán solicitar a través de las sedes electrónicas de la Entidad Pública Empresarial Red.es o del Ministerio de Economía y Empresa.

Aunque todavía queda más de medio año de plazo, conviene ir realizando esta gestión y no dejarlo para última hora, ya que es probable que entonces las empresas antenistas estén saturadas de peticiones y tarden más tiempo. En marzo de 2020 se apagará la franja de 700MHz para la TDT y con el último día de junio acabarán las emisiones en esa banda.

Mientras se van mudando los canales que emiten desde los 700MHz, el Gobierno llevará a cabo la licitación pública de esa franja a los operadores que vayan a ofrecer servicios 5G.

Tras reajustar la antena, llega la hora de comprobar los televisores

Después de haber adaptado la antena a las nuevas frecuencias, cada vecino deberá resintonizar sus televisores haciendo una búsqueda. Como los canales están cambiando de frecuencia poco a poco, es posible que aparezcan algunos repetidos hasta que dejen de emitir en la banda antigua.

La hoja de ruta de la TDT supone también la condena a muerte de los modelos de televisor más antiguos, el 1 de enero de 2023. Ese día todos los canales de la Televisión Digital Terrestre están obligados a emitir en Alta Definición (HD), lo que supone que todos los televisores que no sean HDTV quedarán inutilizados.

El Plan Técnico aprobado en junio establece diversas normas para los televisores que se pongan a la venta dentro de nueve meses tras la aprobación del real decreto: todos deberán incluir un sintonizador para emisiones en alta definición (HD) y ser compatibles con las señales DVB-T2 que indica que el aparato estará preparado para el llamado TDT2 (previsto para dentro de unos años). Además, los televisores con una pantalla de más de 40» deberán incorporar sintonizador para las emisiones en 4K y tener capacidad de conexión a banda ancha, ya sea por cable o inalámbrica.