Una batería con luces y sombras... y unos altavoces que dan la nota

Una batería con luces y sombras... y unos altavoces que dan la nota

La batería externa que se incluye en el pack Yall Edition destaca por su portabilidad, mientras que los altavoces inalámbricos ofrecen un sonido de garantías

Iñigo Galparsoro
IÑIGO GALPARSORO

El mercado de los accesorios electrónicos ha experimentado una gran transformación en los últimos años y ya son pocos los usuarios que no cuentan con alguna de las muchas propuestas que ofrece el mercado (tarjetas microSD, auriculares, etc.) para complementar las funcionalidades de nuestros smarphones. La compañía Energy Sistem no es una excepción y recientemente ha sacado al mercado una edición especial compuesta por una batería externa y unos altavoces Bluetooth, ambos diseñados por el grupo barcelonés Yall. Con estos componentes se da solución a dos de las grandes carencias de nuestros smartphones: el audio y la autonomía.

Si algo destaca de los altavoces inalámbricos, además del diseño, es su buen rendimiento general. Con unas dimensiones contenidas (182x53x66 mm. y 470 gramos de peso), estos altavoces de Energy Sistem ofrecen un audio de garantías: su sonido estéreo 2.0, unido a una potencia máxima de 10 W, le permiten ofrecer una buena experiencia de usuario y un sonido de alta calidad: notable definición, buenos graves y una saturación muy aceptable cuando subimos el volumen al máximo.

A nivel de conectividad, el Energy Music Box 5+ se mantiene en la línea de su gama con la inclusión del imprescindible Bluetooth 4.1, radio FM y una función manos libres siempre bienvenida. El añadido de una ranura microSD (con tarjetas de hasta 128 Gb.) y una batería más que solvente de 14 horas le convierten en una buena opción.

Nota: 8

El pack lo compreta la Energy Extra 5000 Yall Edition, una batería con luces y sombras. Por un lado, destaca por su diseño elegante, con un tacto suave y con un frontal sobrio que incluye un indicador LED de carga. A ello, hay que añadir su compacto tamaño, ya que sus dimensiones (103 x 62 x 12 mm. y 120 g.) permiten llevarla cómodamente en cualquier bolsillo. Además, a nivel de conectividad, incluye el clásico cable microUSB integrado, un adaptador USB tipo C y salida adicional USB.

Eso sí, en el día a día esta batería portátil de 5.000 mAh. se queda bastante justa si lo que pretendemos es cargar completamente nuestro terminal (pensar en hacerlo varias veces sin pasar por la corriente eléctrica se antoja misión imposible). Y es que aunque en teoría su capacidad dé para mucho más, en las pruebas realizadas apenas llega a cargar un smartphone de 3.000 mAh (autonomía estándar en el ámbito móvil). Son números que dejan un sabor agridulce pero que, en buena medida, muestran el doble objetivo de esta Energy Extra 5000 Yall Edition: gran portabilidad y energía extra (de varias horas) para nuestro móvil en cualquier momento de necesidad... aunque sea a costa de la autonomía.

Nota: 6