¿Emprendedor y de Erasmus? Sí, es posible

Fausto Escrigas y Miguel Ángel Arquero. /
Fausto Escrigas y Miguel Ángel Arquero.

El programa Erasmus Entrepreneurs de la Comisión Europea cumple cinco años con buenas críticas y resultados. Pero lo cierto es que aún poca gente sabe de su existencia y de las posibilidades que ofrece

ANTONIO VILLARREALmadrid

Todo el mundo conoce el programa Erasmus para estudiantes universitarios, gracias al que cada año unos 30.000 salen y llegan a España, probablemente el país con más participación del programa. Pero, una vez licenciados y dispuestos a montar su empresa, pocos saben que pueden volver a repetir la experiencia, esta vez como emprendedores, gracias al programa Erasmus Entrepreneurs de la Unión Europea. Aunque con diferencias.

La principal, que no se basa en una red de centros educativos, sino de emprendedores con mente abierta. ¿Pero cuál es la mejor forma de acceder a esta red? "Lo mejor es contactar a uno de los puntos locales para el programa en España", dice a Innova+ Ivelina Fedulova, coordinadora del proyecto de emprendedores sociales dentro de este programa Erasmus, lanzado por la Comisión Europea en 2009. "Ellos están en contacto con nuevos emprendedores y empresas de acogida y saben dónde están situados".

Viaje subvencionado

Como el programa universitario, el Erasmus Entrepreneurs cuenta con una subvención europea, que en este caso depende del país de destino. Por venir a España, los emprendedores reciben por adelantado 830 euros mensuales. Sin embargo, los emprendedores españoles que viajen a Reino Unido o Dinamarca reciben 1.000 o 1.300 euros mensuales, respectivamente. Paloma Lozano, de la empresa madrileña Innogate to Europe, responsable del punto local para los emprendedores de la zona de Madrid y los europeos que quieran venir a Madrid, explica que, al principio, "el programa puede inducir a error, porque habla de jóvenes emprendedores, pero se refiere a emprendimiento, no tanto a edad. Participan emprendedores de cualquier edad y de cualquier sector. Son perfiles muy diversos, desde áreas tecnológicas hasta empresas muy tradicionales, como granjas".

Entre los requisitos para participar están haber creado una empresa en los 3 últimos años, o tener un plan de negocio maduro y la intención de crearla en los próximos meses. Por supuesto, una de las complicaciones del programa es que, para un emprendedor que acaba de montar su empresa, abandonarla momentáneamente para irse a otro país puede ser fatal.

Las estancias "pueden ser de entre uno y seis meses ?explica Lozano?. Es cierto que para alguien que acabe de montar su empresa es difícil poder irse durante un tiempo sin atender su negocio. Entonces, el programa permite que la estancia se fraccione en varios periodos, nunca inferiores a una semana, pero que se pueden repartir a lo largo de un máximo de 12 meses". Normalmente, la mayoría de estos intercambios suelen ser de 3 a 4 meses, ya que, según la coordinadora, "es un tiempo suficiente para aprender, conocerse las dos partes y sacar el máximo partido. Sólo en casos muy especiales se llega a 6 meses, pero es cuando la empresa de acogida y el nuevo emprendedor colaboran en proyectos tangibles o realizan actividades de negocio conjuntas".

Es el caso de Fausto Escrigas, cofundador de la empresa Cramway, con sede en Madrid y especializada en "e-learning", que en 2014 pasó 4 meses en Bruselas, "fuimos seleccionados para participar en el programa EU Startup Accelerator, promovido por la Fundación Finnovaregio, al cual acudí como representante y pude compatibilizarlo con el programa Erasmus for Young Entrepreneurs a través de mi empresario de acogida Carlos Corao, de Communication Package", explica el emprendedor.

Difusión y aprendizaje

Para Escrigas, la experiencia en el programa fue "muy positiva. Pudimos dar difusión a nuestro proyecto, encontrar clientes potenciales, mantener reuniones con representantes de grandes empresas y, sobre todo, conocer las herramientas que proporciona la UE en temas de financiación. En líneas generales, estamos muy satisfechos con el programa y valorando incorporar una persona de este mismo programa".

Pero la gran pregunta sigue siendo por qué el programa, tras cinco años, es tan poco conocido. Frente a los miles de estudiantes que van y vienen, los emprendedores apenas son unas decenas en toda España. "El año pasado financiamos intercambios de 7 nuevos emprendedores que salieron de España y gestionamos el intercambio con tres empresas de acogida en Madrid", calcula Lozano. "Nos planteamos aumentar estos números a entre 10 y 20 personas que salgan y 10 o 15 empresarios de acogida. Lo que más cuesta encontrar a estos últimos".

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos