Cidetec Energy Storage

«Estamos decididos a ser la referencia de Europa en el desarrollo de baterías»

Javier Rodríguez, Director de CIDETEC./
Javier Rodríguez, Director de CIDETEC.
CIDETEC Energy Storage está jugando un papel fundamental en el posicionamiento de Euskadi y de la Unión Europea en el mundo de la electromovilidad

Tras 20 años de desarrollo, CIDETEC, ubicado en el Parque Tecnológico de Gipuzkoa, en San Sebastián, es hoy en día una entidad de investigación que integra a tres centros tecnológicos en los campos del almacenamiento de energía, la ingeniería de superficies y la nanomedicina.

Liderados por el investigador donostiarra Javier Rodríguez, los tres centros se han erigido en referentes internacionales en sus respectivas disciplinas y, en particular, CIDETEC Energy Storage está jugando un papel fundamental en el posicionamiento de Euskadi y de la Unión Europea en el mundo de la electromovilidad.

¿Desde cuándo trabaja CIDETEC en el ámbito de las baterías?

Desde los orígenes de CIDETEC, en 1997, el almacenamiento de energía ha figurado entre nuestras líneas principales de investigación. Han sido 20 años en los que se ha trabajado intensamente en el desarrollo de tecnología y en dotar al centro de las infraestructuras más avanzadas para proporcionar soluciones de vanguardia en el almacenamiento eléctrico.

¿Qué actividades desarrolla el centro en el ámbito del almacenamiento?

Cubrimos la mayor parte de la cadena de valor. Desde el desarrollo de componentes de las baterías, como electrodos, materiales, etc., pasando por el diseño y el prototipado, hasta la ingeniería de producto, a nivel de módulos y battery packs.

Todo ello complementado con dos actividades horizontales como son el testeo y la caracterización de baterías y de sistemas, y la modelización y predicción del comportamiento de las baterías en condiciones de uso. Para abordar este espectro de actividades, contamos con un equipo interdisciplinar con químicos, físicos, matemáticos e ingenieros de distintas ramas como la electrónica y la mecánica.

Ha mencionado la dotación de infraestructuras. ¿Están al nivel de los mejores en este ámbito?

CIDETEC dispone en este momento de infraestructuras y equipamiento que nos sitúan como una de las tres entidades más importantes de Europa en este ámbito. Tenemos, además, algunas infraestructuras singulares, como una planta piloto para la fabricación de electrodos y baterías única en el Estado. Nuestras capacidades en cuanto a ensayos y testeo son también muy importantes; y lo van a ser mucho más en el futuro próximo.

La subvención nominativa reflejada en los presupuestos generales del Estado este año va a permitir multiplicar estas capacidades. Con todo esto, estamos decididos a hacer de CIDETEC Energy Storage la referencia de Europa en el desarrollo de baterías.

Al hilo de esto, ¿cómo ve el posicionamiento actual de CIDETEC y del territorio en general en el campo de la electromovilidad?

Tenemos ante nosotros una oportunidad de oro y sé que tanto Gobierno Vasco como Diputación de Gipuzkoa son muy conscientes de ello. Me consta que están actuando para facilitar y propiciar que en nuestro territorio exista un entorno atractivo para la inversión y la creación de empleo en un campo como el de la electromovilidad, que tiene múltiples derivadas, no solo asociadas a los vehículos, sino a la propia concepción del sistema energético en general. Existen realidades que ya están en el mercado, como los autobuses que IRIZAR fabrica en Aduna, que ya están poniendo al territorio en el escaparate internacional.

En lo referente a CIDETEC, sabemos que trabajamos en el corazón de la electromovilidad, que es la batería, y tenemos un posicionamiento plenamente reconocido a nivel internacional. Lideramos cinco iniciativas de investigación en baterías en el ámbito europeo y somos la única entidad del Estado a la que se ha invitado para poner en marcha la futura flagship de baterías, que va a ser la gran plataforma que gestione el desarrollo de las nuevas generaciones de baterías en la Unión Europea a partir de 2020.

Por último ¿cómo se vive este estado de efervescencia entre las empresas?

No voy a hablar del plano internacional, porque todos leemos las grandes inversiones y apuestas que están haciendo, por ejemplo, las grandes multinacionales de la automoción. Lo que sí hay que señalar es que la electromovilidad va a tener repercusiones en muchos sectores industriales; y eso ha de verse como una oportunidad, pero también como una alerta para determinadas empresas, en el ámbito de la máquina herramienta o de los componentes de automoción, por ejemplo, que están ya analizando el posible impacto en sus productos. La velocidad de adaptación en este caso será fundamental.

Por lo que respecta a CIDETEC Energy Storage, nuestra relación con el mundo industrial es muy intensa. Por mencionar lo más importante, estamos trabajando desde hace varios años con REPSOL en el desarrollo de nuevas tecnologías; con PETRONOR, en su apuesta por la Generación Distribuida; con IBIL, en el desarrollo de nuevos conceptos de puntos de recarga para el futuro; con

IRIZAR, en el desarrollo de las baterías de los autobuses eléctricos que vemos circular por San Sebastián; y con un buen número de los principales fabricantes de vehículos europeos y asiáticos, en diversos proyectos de alcance estratégico.

CIDETEC, en cifras

Dr. Óscar Miguel | Opinión

Dr. Óscar Miguel. Director de CIDETEC Energy Storage
Dr. Óscar Miguel. Director de CIDETEC Energy Storage

La solución al almacenamiento de energía, clave de futuro

Coste, autonomía, durabilidad y rapidez de carga son las cuatro principales cuestiones que se plantea el posible comprador de un vehículo eléctrico. A esto hay que añadir la sostenibilidad del sistema en su conjunto. Todos estos factores dependen de las baterías.

La mala noticia es que no existe en la actualidad una tecnología de almacenamiento energético que cumpla al 100% todas estas demandas. La buena es que, gracias a una decidida apuesta por la I+D y los desarrollos tecnológicos resultantes, vamos a poder acercarnos mucho a ellas. Eso sí, siempre que seamos capaces de realizar un ajuste razonable de nuestros hábitos. Por ejemplo: no está justificado exigir autonomía de 1.000 km cuando la expectativa diaria de desplazamiento para la inmensa mayoría de las personas muy raras veces supera los 200.

Solo combinando la investigación de base en nuevos materiales y químicas, unida a conceptos de escalado y fabricación, se podrá llevar hasta el mercado una tecnología tan compleja. Mientras se avanza por la base conceptual, es necesario diseñar módulos y battery packs más compactos, eficientes y dotados de inteligencia. Y, además, interconectados con la nube. Así se facilitará tanto el mantenimiento preventivo como la gestión de flotas o la localización del punto de carga más indicado en función del estado del tráfico… y un sinfín de otras funcionalidades.

También se está trabajando intensamente en nuevos conceptos de valor añadido, como la interconexión de vehículos eléctricos a la red doméstica para aportar energía de respaldo, o nuevos usos para las baterías de automoción al final de su vida útil, como paso previo a su reciclado final.

Nos encontramos en un momento de transformación disruptiva en el que el vehículo eléctrico es ya una realidad, mientras en paralelo se abordan retos que harán de la electromovilidad una solución lógica y sostenible generalizada en un futuro muy próximo. CIDETEC Energy Storage lo sabe muy bien y trabaja intensamente en todos estos frentes que ya están dando frutos tangibles.