La Estrategia contra la Pobreza contempla ingresos mínimos para las familias

La Estrategia contra la Pobreza contempla ingresos mínimos para las familias

Uno de los objetivos es que las personas puedan hacer frente al coste de la vivienda sin que este condicione su vida y puedan satisfacer sus necesidades más básicas

EFE SAN SEBASTIÁN.

El Gobierno central aprobó ayer la Estrategia Nacional de Prevención y Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social 2019-2023, que contempla un sistema de ingresos mínimos que permita vivir con dignidad y favorecer el incremento de la renta neta disponible de los hogares. La estrategia se articula en torno a cuatro metas: combatir la pobreza, generar inversión social en las personas, consolidar un sistema de servicios públicos sanitarios, educativos y sociales, y promover la eficacia y eficiencia de las políticas.

El documento establece que la primera de las metas es combatir la pobreza, especialmente de las personas más vulnerables, como niños y adolescentes, y contempla como objetivo crear un sistema de ingresos mínimos.

La segunda se refiere a la inversión social en las personas, y se desglosa en dos objetivos: educación equitativa e inclusiva y atención prioritaria en formación y empleo a grupos vulnerables. La tercera meta apuesta por consolidar un sistema de servicios públicos sanitarios, educativos y sociales, universales y de calidad, que acompañen y protejan a las personas a lo largo de su ciclo vital, y profundicen en combatir las desigualdades.

En concreto, uno de los objetivos que se marca es que las personas puedan hacer frente al coste de la vivienda sin que este condicione su vida y la satisfacción de sus necesidades más básicas. En la cuarta meta, se persigue la ordenación del sistema y la coordinación de los servicios, políticas y prestaciones.

La Red Europea de Lucha contra la Pobreza valoró positivamente la aprobación de la estrategia, que demandaban las organizaciones del Tercer Sector de acción social, aunque advirtió de que «hay que dotarla de recursos e instrumentos suficientes para que llegue a las personas en situación de exclusión y tenga éxito», comentó su presidente Carlos Susías.

Desde la Plataforma de Infancia, Adolfo Lacuesta reclamaron al Gobierno que se forme en la próxima legislatura que la ponga en marcha «con celeridad, identificando a los actores involucrados en cada una de las líneas de actuación y concretando las medidas propuestas y la partida presupuestaria».