Una universidad colombiana sembrará 8.000 árboles para combatir la deforestación

Una universidad colombiana sembrará 8.000 árboles para combatir la deforestación

AGENCIAS

La Universidad Ean de Colombia sembrará un bosque de 8.000 árboles en el departamento central de Cundinamarca en los próximos cinco años, como parte de un proyecto para combatir la deforestación que se iniciará este sábado, cuando se planten los primeros 500.

Con su iniciativa 'Siembra Ean', la institución busca reafirmar su compromiso para enfrentar «una grave problemática como es la deforestación», e invitará a la sociedad a repensar la forma en la que se relaciona con su entorno, afirmó la gerente de mercadeo de la universidad, Elsa Gómez, citada en un comunicado de la institución.

Por ello más de 200 personas procedieron este pasado fin de semana a sembrar los primeros 500 árboles con los que se prevé realizar la «restauración ecológica» de un área de 17.500 metros cuadrados en la Reserva de Encenillo, a unos 35 kilómetros de Bogotá.

En esa labor participaron, entre otros, voluntarios, miembros de la Fundación Natura, estudiantes de la Ean y trabajadores de la reserva, quienes se encargarán además del cuidado del lugar.

El denominado 'Bosque Universidad Ean' pretende «devolverle superficie forestal al planeta», así como «ayudar a mitigar el deterioro de la calidad de aire de la capital» colombiana.

La reserva, que forma parte del Parque Nacional Natural Chingaza, es el hábitat de una gran variedad de aves, como la pava de montaña y la tingua bogotana, además de numerosos mamíferos como el zorro plateado de páramo, el coatíe y el armadillo.

«Es alarmante que cada año se pierdan 15.000 millones de árboles por actividad humana y que Colombia sea uno de los países con mayor pérdida forestal», añadió Gómez.

Según el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam) colombiano, la Amazonía concentra el 75 % de la deforestación en Colombia, seguida de la región andina con el 9 %.

Según el boletín 17 de detecciones tempranas de deforestación, que recoge datos del cuatro trimestre del año pasado (octubre-diciembre), «la Amazonía (colombiana) concentra cinco de los seis núcleos de detección temprana de deforestación nacional», mientras que el otro está ubicado en la Sierra Nevada de Santa Marta, en el área caribeña del país.

En diciembre pasado, la Procuraduría de Colombia pidió al Gobierno que adoptara medidas urgentes y creara una política pública para frenar la deforestación en el país ante las «graves problemáticas ambientales», especialmente en la Amazonía.

La directora para Latinoamérica de Tropical Forest Alliance, Fabiola Zerbini, dijo a Efe en marzo pasado que «Colombia, uno de los países más vulnerables al cambio climático, es por sus iniciativas un escenario propicio para desarrollar proyectos contra la deforestación».