«El nuevo consumidor es exigente y culto y va al supermercado a que le sorprendan»

Trago de espinaca, manzana, apio, pepino, jengibre... Mikel, en la explanada del hotel Arima./SARA SANTOS
Trago de espinaca, manzana, apio, pepino, jengibre... Mikel, en la explanada del hotel Arima. / SARA SANTOS

Mikel Urain | Jengibre, remolacha, altas presiones hidrostáticas y la cesta de la compra de su hija Carla

Begoña del Teso
BEGOÑA DEL TESO

Durante mucho tiempo Mikel trabajó para las grandes multinacionales de la alimentación como Nestlé o Danone. Ha entrado muchas veces en la Coca Cola Tower de Atlanta y más, en el laboratorio de aguas Vittel. Un vuelco del destino le hizo plantearse otro estilo de trabajo y vida. Hoy, junto a sus socios Francesco Rossi y Joseba Martikorena, es el factótum de los zumos Be&Be, que están captando consumidores cultos y exigentes en sitios como Holli, Nikabio, el restaurante Bizi de Miramon, Solbes, Super Amara, el María Cristina, la terraza del Akelarre, La Tahona, Ogi Berri o Sushi Donostia. Charlamos tomándonos el Detox de espinaca, manzana, apio, pepino, jengibre y limón.

- ¿Cómo, con quién, dónde empezó todo esto?

El río de los Nueve Dragones
Así llaman al Mekong, que nace en la meseta tibetana. Su delta es la madre de las aguas para los vietnamitas. Crecen en su rico suelo aluvial las palmeras cocoteras que, posiblemente, den el mejor coco del mundo. Vietnam ha creado a su alrededor una auténtica industria Km0: cuerdas, madera aceite, agua, leche, licor, dulces...

- La oficina la tenemos en el 83 del paseo Mikeletegi, estamos preparando una planta envasadora en Lasarte, la web es beandbejuice.com. En y con Tecnalia desarrollamos la idea, hicimos las pruebas y los primeros tratamientos a altas presiones hidrostáticas. Enseguida se me unieron dos socios increíbles. Francesco es el presidente de Interal, empresa internacional con sede en Lezo especializada en sopas, caldos, platos preparados, cremas, bases para salsas, purés, sazonadores...

- Tu socio Martikorena es de Bera, ¿me equivoco?

- No, Joseba representa el alma de Martiko, esa marca donde el pato es el rey. Cito también a Patxi Troitiño. Le dimos a probar 25 zumos diferentes y fue él, maestro coctelero, quien eligió los 7 primeros, los que hoy están en el mercado. Desde 'Repair', con propiedades antiinflamatorias hasta el rejuvenecedor Antiox 6.

- 'Repair' lleva pepino, manzana, limón, jengibre. ¿Y ese que te hace sentir más joven?

- Remolacha, piña, jengibre, manzana, limón. Ácido fólico, potasio...

- Para preparar la fruta y las verduras las aplastamos y las prensamos. ¿Por?

- Si centrifugas, produces calor. Y el calor oxida. Prensa en frío y ganarás un 60% de vitamina C, por ejemplo.

- ¿'Cámara HPP'?

- No pasteurizamos. Sometemos a los zumos a presiones isostáticas de 6.000 bares transmitidas por el agua. Conservación tecnológica y natural sin tratamientos térmicos, químicos.

- ¿Y todo eso por qué y para qué?

- Porque es el futuro. Lo saben las grandes compañías de alimentación. Y los soñadores bien informados como nosotros, Francesco, Joseba y yo. Mañana tres vectores marcarán tendencia y negocio en supermercados, tiendas gourmets y restaurantes: sano, sabroso y natural. En las estanterías de bebidas de muchos híper de Inglaterra ya no se ven las marcas que hasta ayer reconocíamos a lo lejos. Todo cambia. El consumidor opta por lo fresco, lo saludable. En los bares de Centroeuropea ves cuadrillas tomando zumos. Y en Estados Unidos, el agua de coco se ha convertido en la bebida isotónica número 1. Porque verdaderamente lo es. Y no esos polvos líquidos de color azul extraterrestre. El coco va a ser el rey de la salud y el sabor en el mundo. Por eso nosotros ya tenemos contactos en Vietnam para convertirnos en importadores/proveedores.

- ¿Por qué ha sucedido todo esto?

- Seguirá habiendo gente que tome zumo de garrafa, coma patatas grasientas y beba hasta el delirium tremens pero existe un mundo paralelo donde el cliente no solo es exigente sino culto y tiene la formación suficiente para juzgar si eso nuevo que le ofrecemos es auténtico o no. Antes comprábamos lo que salía en la tele porque si salía, señal de que era bueno. Ahora voy y juzgo. No me domina la publicidad. Y ni te cuento qué pasará cuando mi hija dentro de diez años tenga 18...

- Pues vaya que vas a contárnoslo.

- El otro día en el cole llevaron a toda la clase al súper. Les pidieron que llenasen tres cestas. Una de productos frescos, otra de productos sanos, naturales y una tercera del resto, productos con conservantes, estabilizantes, colorantes. Hoy es el día que mi hija y sus compañeros saben, ¡a los ocho años!, leer crí-ti-ca-men-te las etiquetas de latas, bolsas y botes, algo que nuestra generación ha empezado a aprender ahora. ¡Imagínate a Carla con 18 años cuando sea ella la que haga la compra!

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos