Un microbús para unir el barrio

El paseo de Zubiaurre, punto de paso del microbús propuesto por los vecinos./
El paseo de Zubiaurre, punto de paso del microbús propuesto por los vecinos.

La Asociación de Vecinos Izbe recoge firmas para presentar en el Ayuntamiento. Piden poder llegar en transporte público a los distintos servicios básicos del barrio

YOLANDA SÁNCHEZSAN SEBASTIÁN.

La falta de transporte público entre las diferentes zonas Intxaurrondo ha sido a menudo tema de conversación entre vecinos, agentes sociales que trabajan en el barrio y personal técnico y político del Ayuntamiento. Algunos intxaurrondotarras han expresado su malestar a la AA VV Izbe, porque no pueden acceder en transporte público a servicios básicos para la ciudadanía como ambulatorio, casas de cultura, servicios sociales, farmacia o comercios. Tras realizar un estudio sobre las actuales líneas de autobús en el barrio y los servicios básicos existentes en él, representantes de la agrupación vecinal han elaborado una propuesta de una nueva línea de microbús que contribuya a mejorar la movilidad en la zona. De igual modo, han trasladado recientemente dicha propuesta al Ayuntamiento e iniciaron la semana pasada una campaña de recogida de firmas en apoyo a este proyecto.

La orografía y los tramos de ferrocarril y carreteras dificultan la conexión interna del barrio. «Intxaurrondo está a tres cotas y cuenta con las vías del tren en Txaparrene o la variante que complican esa unión. Por este motivo, es vital la implantación de un transporte público que enlace estas tres zonas y permita a los vecinos desplazarse por el barrio con mayor comodidad», explica Rai Mendiburu, miembro de la AA VV Izbe. La idea de conectar Intxaurrondo Zaharra, Norte y Sur con un autobús es muy antigua. Desde la agrupación vecinal, señalan que ese planteamiento se empezó a pensar hace dos décadas tras la construcción de Intxaurrondo Sur y ha sido trasladado en varias ocasiones sin éxito a los responsables municipales.

Izbe retomó el año pasado este asunto tras la implicación de tres vecinos de Julimasene que habían realizado un estudio sobre las líneas de autobús que circulan por el barrio. Ampliaron el estudio a los servicios básicos existentes en las tres áreas de Intxaurrondo con el que han elaborado la propuesta de una nueva línea de microbús. «El objetivo es doble. Por un lado, poner en comunicación las distintas zonas. Y por otro, acercar a la población del barrio a los servicios culturales, deportivos, sanitarios o sociales del mismo», tal y como recoge el último boletín informativo de Izbe. Dicha publicación ha sido repartida en viviendas y lugares de interés como centros culturales, establecimientos o instalaciones deportivas. Asimismo, se han colocado carteles sobre el proyecto en las paredes de las principales zonas de paso.

Recorrido del microbús

La línea de microbús propuesta realizaría su recorrido por el paseo de Zarategi junto a los centros educativos ikastola Intxaurrondo y María Auxiliadora en dirección al paseo Zubiaurre y el apeadero del tren en Txaparrene. Desde aquí tomaría rumbo hacia el Alto de Miracruz para adentrarse en las calles Luis Pradera y Julimasene. Subiría por el puente de Garro hacía el polideportivo de Mons para continuar por el paseo de Zarategi hasta Intxaurrondo Sur atravesando Baratzategi y paseo Galicia para volver a conectar con el paseo de Zarategi. «Es un planteamiento abierto a las sugerencias de los vecinos y comerciantes, así como a las indicaciones de los técnicos de Dbus. El microbús conectaría con puntos de intermodalidad como los apeaderos del tren en Ategorrieta e Intxaurrondo, paradas del metro y autobús. Área clave sería el Alto de Miracruz, donde los usuarios podrían conectar con otras líneas de transporte público interurbanas», añade este miembro de Izbe.

La asociación ha hecho llegar la propuesta a la concejala de Movilidad y Transporte, Pilar Arana, y está a la espera de respuesta. También la ha presentado al Grupo de Diagnóstico del Distrito Este. Han continuado con una campaña de recogida de firmas iniciada la semana pasada y que presentarán antes de verano al Ayuntamiento. Los puntos habilitados son los centros culturales Larrotxene e Intxaurrondo, el polideportivo de Mons, Aitona-Amonen Etxea y las tabernas Erdikoa y Talai. Además montarán puestos en zonas del barrio para acercar el proyecto a los vecinos y reunir apoyos.