El futuro Jardín de las Cenizas de Polloe tendrá un espacio para guardar las urnas

Ámbito donde se ubicará el Jardín de las Cenizas, hoy ocupado por las antiguas fosas comunes./ARIZMENDI
Ámbito donde se ubicará el Jardín de las Cenizas, hoy ocupado por las antiguas fosas comunes. / ARIZMENDI

Goia recuerda que el proyecto se definirá tras un concurso de ideas y se llevará a cabo sobre el terreno que ocupan las fosas comunes vacías

Dani Soriazu
DANI SORIAZU

El Ayuntamiento avanza con sus planes para adaptar el cementerio de Polloe a las nuevas demandas de la ciudadanía y ofrecer un espacio donde poder depositar o aventar las cenizas de los fallecidos. El lugar donde se ubicará el denominado como Jardín de las Cenizas ya está elegido desde hace tiempo. Se creará en la parcela de 6.000 metros cuadrados donde se encuentran las antiguas fosas comunes, en el centro del camposanto donostiarra, y que actualmente está ocupado por lápidas que están vacías. Pero más allá de la localización, desde alcaldía ya se trabaja en la elaboración de los pliegos técnicos para convocar un concurso de ideas que permitirá definir el futuro proyecto que se lleve a cabo.

Ahora bien, el alcalde Eneko Goia señala que las propuestas que se planteen deberán dar solución a tres aspectos clave de este futuro servicio. Por una parte, deberá ser un emplazamiento que permita hacer la despedida del familiar o allegado, pudiéndose aventar, esparcir o hacer desaparecer las cenizas. También se debe contemplar la creación de un espacio para guardar la urna de las cenizas, pudiéndose retirar la urna cuando se quiera. Y por último, que ese lugar donde se dejen o entierren los restos del fallecido puedan tener una identificación a modo de recuerdo.

El proceso

El ámbito
Se actuará sobre los 6.000 m2 que ocupan las antiguas fosas comunes, hoy vacías, situadas en el centro del cementerio.
Concurso de ideas que definirá el proyecto, que se ejecutará en el terreno de 6
000 m2 que ocupan las fosas comunes que ahora están vacías. Se podrá convocar este próximo otoño. Se elegirán las tres mejores propuestas.
Tres condiciones
Que sea un lugar donde poder aventar las cenizas; que cuente con un espacio para guardar las urnas; y que allá donde se depositen tenga una identificación como recuerdo.

Está previsto que el concurso pueda convocarse este próximo otoño. De ese proceso se elegirán las tres mejores ideas, a las cuales se otorgará un premio por valor económico todavía por definir (aunque podría rondar los 4.000 euros). A partir de ese momento, se abrirá un proceso participativo para que la ciudadanía pueda realizar propuestas y aportaciones sobre las tres elegidas. A continuación, se elaborarán tres anteproyectos y, finalmente, se elegirá la cual de ellas se ejecutará.

El presupuesto aproximado para la redacción del proyecto definitivo será de unos 45.000 euros, aproximadamente. Por su parte, la cuantía prevista para llevar a cabo esta obra asciende a los 700.000 euros. «Es un servicio nuevo que ya se presta en otras ciudades y que una institución como Polloe debe ofrecer adecuadamente en Donostia», señala Goia.

Mejora del entorno

El pasado verano el Ayuntamiento aprobó definitivamente el Plan Especial de Ordenación Urbana para el ámbito de Polloe, con el que se daba luz verde a la creación de este nuevo Jardín de las Cenizas. Al principio se preveía el uso de 2.500 m2 de la parcela donde están las fosas comunes, si bien finalmente se ha optado por abarcar toda su extensión, con sus 6.000 m2, para poder ofrecer este servicio de la mejor manera posible.

«El cambio en el planeamiento ha llevado más tiempo del que esperábamos, por eso no hemos podido poner en valor este espacio mucho antes», explica el alcalde. El Plan Especial, además, consolida el recinto cerrado del cementerio, así como sus características generales, ofreciendo las condiciones que permitan «garantizar la actividad en equilibrio con las conservación de los valores paisajísticos, espirituales, arquitectónicos y culturales que detenta el lugar».

También busca responder a objetivos como la mejora de las condiciones de accesibilidad. De hecho, se prevé la creación de un nuevo acceso directo al camposanto, muy cerca del futuro Jardín de las Cenizas, desde la contigua calle Gabriel Aresti.