Remo

La regata DSS Bay Rowing nace con una ambición 'Mundial'

Ricardo Unzueta, Martín Ibabe e Iñigo Arístegui en la presentación de este miércoles./O.O.G.
Ricardo Unzueta, Martín Ibabe e Iñigo Arístegui en la presentación de este miércoles. / O.O.G.

Ur Kirolak organiza el sábado la cita de remo de mar con la ilusión de acoger el Campeonato del Mundo de 2022

Oskar Ortiz de Guinea
OSKAR ORTIZ DE GUINEA

La bahía donostiarra acogerá este domingo la primera edición de la Donostia/San Sebastián Bay Rowing, una regata de remo de mar que contará con la organización de Ur Kirolak y 77 embarcaciones de tres tipos: skiff, doble scull y cuatro scull. La participación ya está cerrada e incluye botes de Gran Bretaña, Francia, Luxemburgo, Suiza, Rumanía y distintas comunidades autónomas.

La competición, que se disputará por la mañana (10.00-13.00 horas) y por la tarde (16.00-18-30), en la que cada barco disputará dos regatas cuyos tiempos computarán para la clasificación, nace con la «ambición» de suponer un encuentro anual que culmine con la organización del Campeonato del Mundo de esta modalidad de remo en el año 2022, coincidiendo con el centenario del club donostiarra.

La regata, que cuenta con el apoyo del Ayuntamiento de Donostia y el Gobierno Vasco, reunirá a casi doscientos deportistas, 138 hombres y 54 mujeres, que recorrerán una distancia de 2.525 metros, con salida y meta a la altura del Pico del Loro, entre las playas de Ondarreta y La Concha. Las tripulaciones deberán completar el trazado delimitado por unas boyas que estarán ubicadas a la altura de las instalaciones del Atlético de San Sebastián, Relojes de La Concha, Náutico, Aquarium e isla, para afrontar el tramo final hasta el Pico del Loro.

La presentación de la regata ha tenido lugar este mediodía en el ayuntamiento donostiarra, con la presencia del concejal de Deportes, Martín Ibabe, y los organizadores Ricardo Unzueta, presidente de Ur Kirolak, y el escultor Iñigo Aristegui, socio del club y autor de la escultura 'Antziak' que ganará el mejor club este sábado en la bahía donostiarra.