Remo

La ACT detecta un caso de doping en un remero de una de las traineras aspirantes al 'playoff' de ascenso

Una trainera entrenando en aguas de Getaria. /DV
Una trainera entrenando en aguas de Getaria. / DV

La liga informa que el informe ha sido puesto en conocimiento del órgano disciplinario y que «en próximas fechas se informará sobre el desarrollo del caso»

XABIER GARATE

Un caso de dopaje ha sacudido hoy al mundo del remo al dar a conocer la propia ACT que una de las traineras aspirantes esta pasada temporada en el playoff de ascenso a la máxima categoría estaría afectada. El informe no desvela el club afectado, ni por supuesto, el nombre del remero que ha dado positivo en uno de los controles.

«Con las actuales técnicas analíticas de las que dispone la AEPSAD y el laboratorio de control de dopaje, se ha detectado un informe analítico adverso. En dicho control, que se dio en un deportista de un club aspirante a participar en el playoff, se ha hallado una sustancia que pertenece al grupo S1-2 (otros agentes anabolizantes) de la lista vigente de sustancias y métodos prohibidos«, señala en una nota la Asociación de Clubes de Traineras. Este informe »ha sido puesto en conocimiento del órgano disciplinario de la ACT y en próximas fechas se informará sobre el desarrollo del caso«, añaden.

La asociación informa además de que durante esta temporada 2018 se ha desarrollado un plan antidopaje «sometiendo a los clubs y a sus deportistas a diversos controles para detectar cualquier posible uso o consumo de sustancias y métodos prohibidos en el deporte». Así, a lo largo de la pasada Eusko Label Liga y Liga Euskotren se han realizado un total de 100 controles antidopaje, informa la ACT. 37 de ellos han sido en competición y otros 63 fuera de competición. Además, los controles de dopaje programados por la ACT se han extendido a los participantes en las Ligas LGT y ARC que aspiraban a tomar parte en el playoff de ascenso a la máxima categoría.

En los controles antidopaje llevados a cabo, 78 de éstos fueron controles estándar de orina y los restantes sanguíneos. De este centenar, 48 fueron controles específicos para la búsqueda de agentes estimulantes de la Eritropoyesis y de la hormona de crecimiento.

«Consciente de la importancia que tiene en el mundo del deporte en la actualidad, es deseo y voluntad de la ACT, con los medios que pueda destinar en próximos ejercicios, continuar realizando un programa de control de dopaje en el seno de sus competiciones», señala la asociación.