Remo | Liga ARC

Astillero y Orio se reparten los éxitos en Portugalete

Imagen de archivo de la tripulación de Astillero. /ARIZMENDI
Imagen de archivo de la tripulación de Astillero. / ARIZMENDI

La tripulación cántabra se ha impuesto a Lekitarra y Getaria

Oskar Ortiz de Guinea
OSKAR ORTIZ DE GUINEA

Astillero dio un golpe de efecto en su regreso a la Liga ARC-1. La San José XV, segunda el sábado en el vaivén provocado por la marea en la primera jornada de la XXXVII Bandera de Portugalete, se hizo este domingo con la victoria absoluta tras sumar también los primeros puntos ligueros y remontar la ventaja con la que partió Deusto-Bilbao. Los bilbaínos solo fueron quintos, y fueron sobrepasados también por Lekittarra y Getaria.

De nuevo en plena bajamar, el tradicional juego de las calles cobró explendor en la ría jarrillera. Como muestra, el botón de Getaria. Los de Gorka Etxeberria remaron con el poso que les faltó el sábado, cuando fueron presa de sus propias ansias. En la última ciaboga aventajaban en cinco segundos a Astillero, pero en la meta acabaron a 14 de los cántabros, ya que cuando les tocó remontar la ría por última vez, la corriente había perdido brío.

Con sus defensores y detractores, el campo de Portugalete no tiene misterios. Las embarcaciones buscaron el centro en los largos impares y se pegaron a los márgenes para esquivar la furia del Nervión.

En ese baile de calles, fue preciosa la lucha entre Lekittarra y Astillero por las calles uno y dos, que cada uno defendió en los tramos en que convenía. Getaria fue en la segunda tanda, donde solo halló la oposición de Zarautz en el primer largo. La Enbata sufrió al volver por la calle tres y no pudo repetir su quinta plaza del sábado. Lapurdi fue la mejor de la segunda mitad de tabla, con Arkote y San Juan B muy cerca. Más lejos, Zumaia e Hibaika superaron el puesto maldito, el último, que conllevaría el descenso directo.

Liga ETE: Orio supera a San Juan

El honor del primer triunfo en la Liga ETE se lo llevaron las remeras de Orio, que vencieron en la Bandera de Portugalete gracias a su mérito y la sanción de tres segundos a San Juan por tocar sus palas al salir de la ciaboga con Hibaika, cuando las errenteriarras se aproximaban a la baliza. Más de una patrona pasó apuros para girar la embarcación ante la fuerza de la corriente.

En el momento del incidente, las bateleras tenían cuatro segundos de renta, de pronto se vieron tres botes por detrás, pero pegadas al muelle de Txurruka llegaron 47 centésimas antes que Orio, que fue por el otro extremo y celebró su histórica victoria tras la resolución del jurado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos