La directiva de Pasai Donibane convocará una asamblea extraordinaria

La salida de las Batelerak lleva al actual equipo a abrir un nuevo periodo para no ser un «lastre»

El Diario Vasco
EL DIARIO VASCOSAN SEBASTIÁN.

La junta directiva de Pasai Donibane Koxtape se ha comprometido a convocar una asamblea extraordinaria «lo antes posible» ante la situación crítica que pasa el club con la reciente salida de las Batelerak. «No ha sido un año fácil, para esta junta directiva ha sido un año muy complicado y no nos gustaría que se repitiese por muchos triunfos y banderas que pudiéramos conseguir», reza el comunicado remitido por el club.

La junta directiva anuncia además que pondrá sus cargos a disposición de la asamblea, «que es a la que le corresponde poner y quitar presidentes».

La junta toma esta decisión para frenar la salida de sus remeras, descontentas, según recogió este periódico el pasado lunes, con el trato recibido por el club en la pasada temporada. «En caso de que la asamblea lo decida, la continuidad de aquellas remeras que están dispuestas a continuar con la entrada de la nueva junta directiva en el club», reza el comunicado.

Los miembros de la actual junta directiva, encabezados por Xabier Arraras, apuntan que no quieren ser un «lastre» para el club y están dispuestos a dar paso a un nuevo equipo de trabajo, que «contará con nuestro apoyo en lo que precise, por el bien de nuestro club y del remo en nuestro pueblo».

Esta decisión llega después de que todas las bateleras han decidido abandonar San Juan -únicamente la patrona Izaro Lestayo no se ha pronunciado aún sobre su continuidad-.

Unas han optado por abrir un paréntesis en la carrera que comenzaron en la adolescencia, como Ane Pescador, Josune Ugarte y Oihana Cereijo. Otras emprenden nuevos caminos. Ese es el caso de la patrona Nerea Pérez, que ha comenzado a entrenar con Hondarribia, y el de María Mendizabal y Laura Goldarazena, que mantienen conversaciones con otro club.

Aseguran que su decisión no tiene vuelta atrás. «Queríamos continuar, pero por el equipo, no porque quisiéramos estar en el club». Así lo manifestaron a este periódico el pasado lunes seis de sus tripulantes, Ane Arbillaga, Onintza Olaizola, Oihana Cereijo, Nerea Pérez, Laura Goldarazena y María Mendizabal.

Descenso

A ese escenario se suma el descenso de la primera trainera masculina. San Juan, socio fundador de la ACT en 2003, tendrá que remar la próxima temporada en la ARC-1. Entrenados por Juan Mari Etxabe, los remeros acusaron la falta de experiencia y el verano se les hizo largo. «Empezamos bien y los chavales se vinieron arriba. Agosto fue duro, se sumó alguna lesión... Teníamos diez debutantes en la ACT, y se les ha hecho larga. Ellos dicen que no por la ilusión que tenían, pero acabaron justos. Y aun así luchamos hasta el final», confesaba el técnico al consumarse el descenso.

 

Fotos

Vídeos